Dólar Obs: $ 765,96 | 0,58% IPSA -0,25%
Fondos Mutuos
UF: 28.989,69
IPC: 0,70%
Grupo Gildemeister arribará a su cuarto mercado en los próximos meses

martes, 31 de agosto de 2010

A. González y C. Ramírez
Economía y Negocios

El ejecutivo anticipa que está en conversaciones para agregar otro país a las operaciones en Chile, Perú y Uruguay. Con tasas de crecimiento de 30% al año, la compañía sumará ventas de unos US$ 1.000 millones en 2010.

"En esta compañía, Automotores Gildemeister, participé yo en la formación en 1986 y la eché adelante, prácticamente con nada de patrimonio, en 1991. Lo que usted ve, lo he hecho yo". El comentario es de Ricardo Lessmann (58), ingeniero comercial de la U. Católica, presidente y CEO de uno de los mayores grupos automotrices de Chile.

Lessmann es claro en lo que viene: "Hoy estamos concentrados en pensar en salir afuera. Como grupo y como negocio, esperamos diversificarnos dentro de Latinoamérica", dice, para aprovechar el abanico de marcas que distribuyen. Aunque prefiere guardar el hermetismo respecto del nuevo país al que esperan arribar, sí anticipa que espera tener novedades en sólo meses, pues ya está en conversaciones.

Con su marca coreana Hyundai, el grupo es uno de los mayores distribuidores automotores de Chile. Opera también la marca Mini y otras chinas y de la India a través de otras empresas relacionadas.

También tiene presencia en Perú, donde son el segundo grupo más grande y maneja Hyundai, Ford, Mazda, Volvo y Land Rover. Y desde febrero desembarcó en Uruguay, donde maneja toda la línea BMW.

En suma un portafolio de varias marcas en segmento de autos, camiones, motos y en el rubro maquinarias, que ya suma ventas que este año se empinarían a los US$ 1.000 millones consolidados.

En el país, el grupo lanzará una tercera marca china, aprovechando la siguiente versión del Salón del Automóvil en octubre (ya manejan Zotye y Jinbei, además de la india Mahindra).

Y potenciarán Hyundai, que -según el empresario- sólo por falta de stock desde la matriz no pueden servir todas las ventas que podrían haber concretado este año. "Hay problemas de abastecimiento de los modelos más vendidos por parte de Hyundai. Nosotros estamos dejando de vender del orden de 600 Hyundai al mes, porque nos faltan unidades. La Hyundai está sobrevendida en todo el mundo", dice, y proyecta que este año por este factor dejará de vender unas seis mil unidades entre los distintos modelos de la marca. Esto los hizo bajar del primer al segundo lugar en el mercado -detrás de Chevrolet-, ostentando hoy en torno a 13%. "Si hubiera tenido autos tendría el 16,1% del mercado", dice.

En Uruguay -donde el grupo maneja toda la gama BMW, en autos, motos y con la marca Mini- también quieren crecer. "Estamos trabajando y viendo qué marcas chinas llevamos, estamos en negociaciones con diferentes fabricantes", dice Lessmann, quien alude a que la idea es llevar al menos una marca de camiones y dos de autos.

El crecimiento les permitirá avanzar a tasas sobre el 30% en facturación (frente a los US$ 750 millones con que cerraron el ejercicio 2009) y en similar monto en colocaciones de autos, llegando a unas 60 mil unidades vendidas en todos los mercados.

Las generaciones
En el grupo Gildemeister cohabitan tres familias socias: Lessmann, Gildemeister y Baumann. Hace unos meses se incorporó uno de los hijos de Ricardo Lessmann al negocio, Cristóbal (28), quien asumió la gerencia de la oficina que el grupo maneja en Shanghai, el enlace directo que el conglomerado tiene con los fabricantes locales, y desde la que se proveen repuestos y chequean los productos antes de los despachos.

La familia Baumann tiene un integrante a nivel ejecutivo en Chile: Manuel Baumann -hijo de Hans Dieter Baumann-, quien es gerente comercial de Fortaleza, la unidad de negocios que se encarga del manejo de las marcas chinas e india. Por el lado de la familia Gildemeister, la participación está a nivel de directorio, representado por Bruno Puntous.

"Si bien es cierto ésta es una empresa familiar, en la medida en que los accionistas son familias, las empresas deben manejarse profesionalmente", dice Lessmann.

-¿Han evaluado recurrir al mercado de capitales?
"Es un tema que está en la carpeta. Como una posibilidad. Uno recibe capitales frescos, pero por otro lado cuando hay tres familias, la mejor forma de valorar lo que recibe cada uno o de dar movilidad es la bolsa. Estoy pensando en mis hijos. Si reciben acciones de acá y nos les gusta, que las vendan. Y con mis socios puede ser algo parecido. No los mismos accionistas originales van a querer ser accionistas en el tiempo, por intereses. Pero hoy es una idea al pasar".



 Imprimir Noticia  Enviar Noticia