Dólar Obs: $ 764,34 | 0,37% IPSA -0,25%
Fondos Mutuos
UF: 28.696,37
IPC: 0,10%
Gigantesco programa de inversiones asegura PIB de 8% en China el 2009

martes, 11 de noviembre de 2008


Economía y Negocios Online, El Mercurio

Si bien el país asiático se ha desacelerado bruscamente, expertos prevén que la iniciativa estimulará el gasto interno.



Las condiciones económicas mundiales se han deteriorado fuertemente a partir de septiembre -mes en que estalló de lleno la crisis financiera-, y los principales analistas ya hablan de una recesión global en 2009.

Un informe del banco suizo UBS recortó el crecimiento mundial para 2009 a sólo 1,3%, desde una lectura previa de 2,2%.

Sin embargo, una de las principales excepciones ha sido China, la cuarta economía a nivel mundial, la que hasta mediados de año había mantenido un saludable crecimiento sobre dos dígitos. Sin embargo, en el tercer trimestre las cifras encendieron las alarmas: en dicho período, el crecimiento bajó a 9% -perdió más de un punto en sólo tres meses-, lo que es un claro indicio de que la desaceleración llegó más fuerte de lo esperado a la poderosa nación asiática.

Hasta comienzos de octubre, el mercado trabajaba con la expectativa de que el PIB chino podría crecer 8% el próximo año. Sin embargo, el fuerte retroceso que han experimentado indicadores claves de su economía -como construcción, créditos y ventas de autos- ha puesto una nota de duda sobre si la meta será lograble. Una tasa de expansión anual bajo el 6% es considerada peligrosa incluso por las propias autoridades chinas; por lo mismo, el mercado esperaba una acción decidida del gobierno, la que finalmente llegó el domingo, cuando el gobierno de ese país anunció un gigantesco plan de inversiones por US$ 586 mil millones, destinado sobre todo a infraestructura, que se materializará de aquí a 2010.

Fue una señal potente, y ahora los analistas piensan que la meta de un crecimiento de 8% será posible en 2009. El país cuenta con una posición fiscal sólida, lo que le ha permitido aumentar fuertemente el gasto público. En 2007, este ítem se encumbró a 20% del PIB, mientras que en 1998 representaba 12,8%, según UBS. Asimismo, una inflación a raya ha permitido que el banco central decretara tres recortes en la tasa de interés en los últimos dos meses.

Alicia García Herrero, economista jefe de economías emergentes del servicio de estudios de BBVA, señala desde Hong Kong: "la gravedad de la crisis ha ido en aumento en las últimas semanas, por lo que este paquete compensaría eso. Si teníamos un sesgo a la baja en nuestras previsiones para China, desde luego ahora ya no lo tenemos. Además, el paquete es una noticia excelente para la demanda de materias primas". Agrega que para 2009 se prevé un PIB de 8,1%, mientras que para 2010 sería 8,8%.

Mark Williams, economista para Asia de Capital Economics, señaló en un informe entregado ayer que este plan es sobre todo "un intento para mantener el gasto de las empresas y los consumidores". En ese sentido, Williams reafirma una expectativa de crecimiento de 8% el próximo año, y 9% en 2010. Sin embargo, cree que el plan de inversiones será menos intensivo en el uso de materias primas, ya que un número de grandes proyectos que caen dentro de los anuncios del domingo ya son parte de iniciativas incluidas en otro que ya fue lanzado por el gobierno chino.

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia