Dólar Obs: $ 770,45 | -0,66% IPSA -0,25%
Fondos Mutuos
UF: 28.833,07
IPC: 0,60%
Críticas desde Chile Vamos y oposición a facultades que traspasará el Ejecutivo:

Parlamentarios califican de insuficientes competencias para gobernadores regionales

domingo, 17 de febrero de 2019

A. Hamilton y R. Latorre
Política
El Mercurio

Oposición valoró un "primer paso", aunque lo consideró "tibio". Ossandón (RN) tildó las medidas como "insignificantes" y Van Rysselberghe (UDI) apreció que fuesen acotadas.



"No hay vuelta atrás. Tendremos elección de gobernadores regionales el 2020", celebró ayer por la mañana el senador independiente y líder de la bancada regionalista Alejandro Guillier, al referirse en Twitter a las 15 competencias que La Moneda decidió transferir al nivel regional, para dotar de mayores atribuciones a las futuras autoridades, que serán elegidas por voto popular por primera vez en 2020.

Las facultades constan en decretos firmados por el Presidente Sebastián Piñera -de los cuales dio cuenta La Tercera-, y serán derivadas desde los ministerios de Vivienda, Transportes, Economía y Desarrollo Social (ver detalle en dato clave), para complementar -según se estipula en la ley de regionalización- las potestades que la norma entregó de manera permanente, como políticas de fomento productivo, contra la pobreza y de ordenamiento territorial, además de aprobar planes de infraestructura.

Al explicar el proceso, el subsecretario de Desarrollo Regional (Subdere), Felipe Salaberry, aseguró que las atribuciones -que calificó como un primer paso- serán reevaluadas por el Ejecutivo en 2021. En ese sentido, Guillier explicó más tarde a "El Mercurio" que si bien La Moneda podrá continuar transfiriendo facultades, "las 15 competencias son pocas, en relación a lo que esperamos. Es un primer paso tibio, aunque valoro que el Presidente haya echado marcha al proceso, en medio de las presiones para frenarlo", aludiendo a las solicitudes UDI de aplazar los comicios.

Más duro fue el exsubdere Ricardo Cifuentes (DC), quien tramitó la norma en el gobierno anterior. "Hay un inicio, pero es tibio y lento. Las competencias que se dan no son suficientes. Es impresentable que no se descentralice ningún programa de Agricultura u OO.PP., que manejan miles de millones", señaló.

Luego detalló que "en Vivienda se descentralizan los planos reguladores, un avance en planificación, pero no hay nada en inversión en vivienda, que es lo esencial". Además, afirmó que los programas que transferirán Corfo y Sercotec "no son los más importantes" y que no hay un financiamiento asociado: "El compromiso del Gobierno aún es leve", dijo.

También entró al debate el exintendente Claudio Orrego (DC). "Se cumplen plazos, pero con atribuciones pobres. Falta voluntad política", advirtió.

De hecho, entre los regionalistas planteaban ayer su preocupación porque las "bajas facultades" dadas por el Ejecutivo dejen un espacio a que se refuercen las voces que piden aplazar la elección. "Hay competencias limitadas, lo hacen a última hora porque los obliga la ley, y esta inacción ha permitido que vuelvan a surgir esas voces", advirtió el senador Rabindranath Quinteros (PS).

De hecho, la presidenta de la UDI, Jacqueline van Rysselberghe, -crítica de la elección de gobernadores- apreció que se propusieran solo 15 medidas. "El rol de los gobernadores es perjudicial para las regiones. Está bien que sean pocas competencias, para hacer el menor daño", planteó.

En el oficialismo, la senadora no fue la única que entregó su posición. Desde RN, su par Manuel José Ossandón calificó la propuesta de La Moneda como "bastante insignificante", mientras que el senador Francisco Chahuán la tildó de "correcta, pero acotada".

Debate por recursos

Otro punto que planteó Chahuán fue emplazar al Ministerio de Hacienda a que envíe pronto la ley de rentas regionales, orientada a financiar las nuevas competencias. "Sin esa ley, este traspaso no tendrá sentido", aseguró.

Quinteros, por su parte, afirmó que las 15 competencias "no involucran recursos importantes. Le pregunto al Gobierno, ¿cuánto dinero suman? Muy poco".

Junto con ello, algunos parlamentarios apuntaron a que, si se traspasan pocas atribuciones a los gobernadores, pueden generarse conflictos entre estos y los delegados presidenciales en la zona. "Salaberry ha sido muy poco abierto y yo le he advertido al ministro Chadwick que no se puede improvisar. Puede haber grandes conflictos. Se requiere no solo un gobernador con pocas facultades, sino que rediseñar el sistema de Gobierno Interior. Eso no está maduro en la ley, y menos en esta transición que plantea el Gobierno", aseguró el presidente del Senado, Carlos Montes (PS).

"El gobernador seguirá disminuido frente al poder central, son insuficientes las competencias y tendremos conflictos", añadió el senador PPD Felipe Harboe.

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia