Dólar Obs: $ 790,82 | 1,16% IPSA -0,25%
Fondos Mutuos
UF: 28.684,10
IPC: -0,10%
Asalto a camiones rompe tendencia a la baja y aumenta en 2018, aunque gremios alertan que existe cifra negra

Cobre en el norte y salmones en el sur: los robos en las rutas más peligrosas del país

domingo, 27 de enero de 2019

ÓSCAR DELBENE y EQUIPO DE REGIONES
Nacional
El Mercurio

Inhibidores del GPS de camiones, falsos controles policiales y hurtos hormiga con el vehículo en movimiento son parte de los modus operandi de los delincuentes.



Armados y a plena luz del día. Así actuaron cinco delincuentes que el miércoles pasado asaltaron un camión estacionado en el kilómetro 489 de la Ruta 5 Sur, en Los Ángeles, en Biobío. Los antisociales ataron al conductor y trasladaron el vehículo a la Ruta Q-30 donde abandonaron la cabina. En total, robaron 22.500 kilos de salmón proveniente del sur, avaluados en $200 millones.

Si bien el gobernador del Biobío, Ignacio Fica, lo calificó como un hecho aislado, los gremios salmoneros lo ven como algo de todos los días. De hecho, según ellos, la Ruta 5, entre Mulchén y Los Ángeles, es uno de los lugares más peligros.

"Hoy el punto más rojo que tenemos es la VIII Región, entre Mulchén y Los Ángeles, porque es la entrada a Concepción, y nuestro pescado se mueve entre Chiloé-Puerto Montt a Coronel", detalla Matías Ruiz-Tagle, abogado, quien representa a los asociados a SalmonChile en causas por robo a camiones.

Sin embargo, esta no es la única carretera que sufre este tipo de delitos. El llamado "Triángulo de las Bermudas" en Valparaíso, que abarca las rutas 68 y 78 que van a Santiago, la Ruta 5 en Tarapacá o el ferrocarril en Antofagasta son algunas de las zonas más afectadas, dicen gremios y policías (ver infografía).

Un delito, eso sí, que ha ido a la baja en el último tiempo, aunque en 2018 se rompió la tendencia. Ese año se registraron 378 denuncias, con lo que se aumentó respecto a 2017, en que se constataron 353 casos. Aunque esta cifra podría ser mayor, pues, según el dirigente camionero Sergio Pérez, muchas víctimas no denuncian.

En las causas está que "las bandas tanto en acción como en número crecieron", dice el jefe de la división de Investigación de Interior, Patricio González.

"Estos sujetos cuando ven un nicho van mutando. Traficantes de drogas o asaltantes de bancos hoy están dedicados al robo de camiones, porque lo ven como un negocio mucho más lucrativo y con menos riesgo de ser atrapados", detalla el jefe nacional de delitos contra robos y focos criminales, Iván Villanueva.

"Far West" nortino

En el norte, los atracos no solo cubren los caminos, pues en la II Región el Ferrocarril Antofagasta-Bolivia cada vez sufre más hurtos de cátodos de cobre. Según datos de la empresa de ferrocarriles, si en 2015 se registró un solo asalto al convoy, estos aumentaron a 46 en 2018.

Estos robos, además, han contado con llamativas operaciones, que remiten al "Far West", incluyendo detenciones forzosas al tren con obstáculos sobre las vías o con la modalidad de "gatos", que consiste en subir a los vagones y enganchar especies de anclas sujetas a un vehículo para arrancar cargas de cátodos de cobre mientras va en movimiento. Cada cátodo pesa 80 kilos y en el mercado oficial se transa en unos $11 millones.

El modus operandi cambia dependiendo del sector. La técnica del "gato" también se ocupa en el robo de camiones. En Américo Vespucio con General Velásquez, en la Región Metropolitana, roban principalmente productos de retail y aparatos tecnológicos. Ahí rompen las lonas y tiran el producto. También muchos delincuentes, según testimonios, sobornarían a conductores para que se dejen robar.

Hay hurtos más avanzados y que se están haciendo recurrentes: los falsos controles policiales. "Un sujeto se hace pasar por un policía uniformado, posteriormente intimidan al chofer y le quitan el camión. Luego llevan el vehículo a un sector determinado, utilizando sistemas de bloqueo de señales de GPS (que tienen los camiones). Trasladan el vehículo, desconectan la carga y, una vez terminado, quitan el sistema y aparece el vehículo", cuenta Villanueva.

El prefecto inspector agrega que en el "Triángulo de las Bermudas", una de las zonas más afectadas hoy, quedan 17 bandas activas. Dice que han logrado desbaratar o se han desarticulado por sí solas 25 en cuatro años.

"Logramos que este fenómeno delictivo disminuyera notablemente", dice la fiscal regional, Claudia Perivancich, sobre una problemática que en Valparaíso ha significado importantes movilizaciones. Pese a ello y aunque coincide en la disminución en esa zona, el dirigente camionero de Valparaíso, Iván Mateluna, dice que ahora se concentra en las mismas carreteras, pero fuera de la región, más cerca de Vespucio.

Mesa de trabajo

Para combatir esto, el Gobierno mantiene una mesa de trabajo que incluye a gremios, policías y fiscalía. En esta se ha desarrollado una serie de políticas. Entre ellas, la elaboración de un protocolo en caso de atracos.

"El Gobierno ha privilegiado el tratamiento de carga de camiones como prioridad", dice González, quien lidera la mesa, y agrega que la instancia ha servido "para llevar una política virtuosa y atacar este fenómeno".

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia