Dólar Obs: $ 676,60 | 1,73% IPSA -0,98%
Fondos Mutuos
UF: 27.565,76
IPC: 0,00%
Familia del Río y el fallecido Paul Allen apostaron por Capria, aceleradora que alista oficina en Chile

lunes, 19 de noviembre de 2018

Pablo Tirado
El_Mercurio

También tienen acuerdo con LarrainVial. La organización, que busca apoyar a fondos de venture capital que inviertan en proyectos con impacto social, también cuenta con el apoyo de Bill Gates.

Poco antes de morir, el millonario cofundador de Microsoft, Paul Allen, realizó una inversión de US$ 20 millones en Capria, la aceleradora de fondos de inversión que se enfoca en proyectos de impacto liderada por el exejecutivo de Microsoft Will Poole.

De esta manera, póstumamente, Allen se unió a su socio Bill Gates, quien fue uno de los principales impulsores de esta iniciativa que tiene al chileno Juan Luis Palma como director regional para América Latina y que también ha invertido en la gestora local FEN Ventures, ligada a Cristóbal Silva.

La inversión de Allen -que fue materializada a través de Vulcano- se sumará a un fondo de US$ 100 millones para iniciativas de orden social, en el que también han invertido el fundador de eBay, Pierre Omidyar, y el de SAS, John Sall.

Si bien inicialmente Capria entregaba recursos por hasta US$ 500 mil a los fondos, con estos nuevos recursos se espera que los aportes se incrementen a cifras de entre US$ 1 millón y US$ 4 millones.

Con oficinas en EE.UU., Kenia y Singapur, la organización quiere potenciar su presencia en América Latina. Ya cuentan con inversiones en nuevos fondos de la región y la idea ahora es continuar aumentando la cifra. Tanto así, que tienen planeada la apertura de una oficina latinoamericana, la que será instalada en Santiago.

Así lo revela Juan Luis Palma, quien cuenta que la noticia se la confirmaron al Presidente Piñera en una cita que Will Poole y él tuvieron con el Mandatario hace un par de meses. "Hace mucho sentido que abramos una oficina en América Latina, desde donde podamos apoyar a nuestros fondos y estar más cerca de los inversionistas que tengamos en la región, además de que en Chile nos ha ido muy bien. La idea es que desde Chile podamos apoyar a los fondos de América Latina", explica Palma.

Inversiones chilenas

La oficina en Chile -que se abrirá a finales de 2019 o principios de 2020- no es el único vínculo que tiene Capria con el país. Esto, ya que entre los inversionistas de la iniciativa están José Luis y Catalina del Río, ligados a Sodimac y Falabella. "José Luis del Río fue de los primeros chilenos a los que quise invitar a Capria, porque además de ser un gran empresario, en mi cabeza también lo tenía vinculado con temas de ayuda social. Me junté con él hace dos años en Palo Alto y tanto él como su hija Catalina dijeron que sí", señala Palma, agregando que la familia es un gran aporte al proyecto, ya que poseen una mezcla que los hace estar vinculados tanto al mundo empresarial como al social.

Junto con eso, se está avanzando en el acuerdo para levantar un feeder fund con LarrainVial, el que permitirá a un pequeño grupo de inversionistas de alto patrimonio invertir de manera colectiva en el fondo global de Capria.

Fundada en 2015 por Will Poole y Dave Richards (ligado a compañías como RealNetworks, Sybase y Symantec), Capria nació luego que en 2012 ambos lanzaran el Unitus Seed Fund, de US$ 23 millones, para apoyar a startups de salud, educación y fintech con su foco puesto en poblaciones vulnerables.

Con esa experiencia, ambos emprendedores decidieron dar la partida a Capria, para ayudar a otros administradores de fondos de impacto novatos y así ayudar a generar un ecosistema de inversión social.

En América Latina, la aceleradora está trabajando con fondos de inversión, entre los que se cuentan Adobe Capital de México, Performa en Brasil y Odiseo en Colombia.

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia