Dólar Obs: $ 698,72 | 0,35% IPSA -0,25%
Fondos Mutuos
UF: 27.814,42
IPC: 0,60%
En marzo, el 82% de quienes fueron consultados dieron una respuesta negativa:

Este año se registró récord de familias que se opusieron a donar los órganos de un pariente

lunes, 22 de octubre de 2018

Max Chávez y Nadia Cabello
Nacional
El Mercurio

La cifra complica aún más al sistema de trasplantes, que este año ha tenido una fuerte caída, mientras la lista de espera crece.



En marzo de este año, ocho de cada diez familias a las cuales se les preguntó si donarían los órganos de un ser querido -luego de comprobar que este estaba con muerte cerebral y cumplía las condiciones para donar- respondieron "no".

Ese mes se alcanzó la mayor negativa familiar a la donación de órganos al menos desde enero de 2017. Un récord que llega a complicar todavía más al sistema de trasplantes que este año ha experimentado una fuerte caída: a agosto de este año solo se habían presentado 68 donantes, poco más de la mitad de los 128 del 2017 a la misma fecha. Esto, mientras la lista de espera por una operación sigue creciendo.

Donante universal

Según la ley vigente, todos los chilenos son donantes de órganos a menos que expresen lo contrario en una notaría. Igualmente, los equipos médicos preguntan a las familias de los fallecidos si donarían sus órganos.

Esa labor está en manos de personas capacitadas para ello, que aprenden a acercarse a las familias en momentos difíciles y explican el proceso cuando detectan un potencial donante.

Las cifras del Ministerio de Salud muestran que la negativa familiar oscila mes a mes, aunque la de marzo (82%) fue inesperada. Si bien los meses siguientes una mayor proporción accedió a donar órganos, igualmente el primer semestre terminó con 63% de rechazos.

Con esto, podría aumentar el promedio de final de año, y superar al 48% de negativa familiar que se registró en 2017.

José Manuel Palacios, presidente de la Sociedad Chilena de Trasplante, se muestra sorprendido con las cifras y plantea que habría que investigar si en algún lugar del país ocurrió algo que explique tal nivel de desconfianza en el sistema.

El ministro de Salud, Emilio Santelices, da pistas sobre ello y asegura que pudo afectar el dictamen de Contraloría que a fines de 2017 prohibió a los equipos de salud preguntar a los familiares de personas que estaban inscritas en el registro de no donantes si donarían los órganos, y la discusión pública que se generó.

A juicio de Palacios, la baja donación de órganos en Chile tiene principalmente dos motivos: "En los lugares donde debiera hacerse la pesquisa activa, como los servicios de urgencia y unidades críticas de hospitales, se detecta solo la mitad de los posibles donantes, y una alta negativa familiar".

Agrega que en otros países ese último fenómeno se ha combatido con educación en los colegios y en la educación superior. "Pero si hoy miramos lo que ocurre en Chile, solo viendo las carreras de la salud, en Medicina el tema se toca solo en dos oportunidades en siete años", dice.

Santelices concuerda y afirma que es urgente generar "conciencia de lo que significa donar órganos y compartirla con los niños en los colegios, de forma de ir cambiando la cultura en estas materias".

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia