Dólar Obs: $ 688,76 | 0,48% IPSA 0,13%
Fondos Mutuos
UF: 27.474,24
IPC: 0,30%
Haitianos que accedan al programa no podrán volver a Chile en nueve años:

Plan humanitario de retorno a Haití abre inscripciones este miércoles

lunes, 15 de octubre de 2018

Valentina González
Nacional
El Mercurio

Notarías tramitarán gratis la declaración con que los isleños expresarán su voluntad de salir del país. Los traslados serán en aviones de la Fuerza Aérea y podrán incluir a migrantes en condición regular o irregular.



"Solicito voluntariamente acogerme al plan humanitario de regreso ordenado al país de origen (...) Declaro, bajo promesa o juramento de fe, aceptar el compromiso de no regresar a Chile en el plazo de nueve años".

Así dice parte de la declaración que a partir de este miércoles estará disponible para los haitianos que deseen acogerse al plan que el Gobierno presentará, ese mismo día, para posibilitar el retorno de migrantes a Haití.

La iniciativa, afirma el ministro del Interior, Andrés Chadwick, se implementará "en razón de personas que no han podido ver cumplidas sus expectativas, o fueron engañadas en su traslado a Chile" y se concretará usando aviones de la Fuerza Aérea. En los vuelos -que se agendarán según el ritmo al que los isleños se inscriban- podrán llevar equipaje, tal como si fueran en una aerolínea comercial.

"No queremos que haya personas que permanezcan en Chile de manera obligada y que eso les pueda traer una situación que afecte su dignidad como personas", asegura el secretario de Estado.

Requisitos

Para acogerse a este programa, los haitianos deberán firmar su declaración ante notario. Gracias a un acuerdo entre la Subsecretaría del Interior y la Asociación Nacional de Notarios, Conservadores y Archiveros Judiciales, el trámite será gratuito.

Además, se solicitará el documento de identidad o pasaporte vigente. Podrán acceder inmigrantes en situación regular o irregular, siempre y cuando no tengan situaciones judiciales pendientes.

"Los elementos para inscribirse se van a poner a disposición de la comunidad haitiana en las oficinas de ChileAtiende, las gobernaciones, los propios municipios y una plataforma web", plantea el ministro.

Al plan podrán acceder haitianos solos, pero si tienen cónyuge, conviviente civil o hijos, deberán abandonar el país como grupo familiar.

Decisión personal

La posibilidad de crear un plan de retorno a Haití surgió luego de que el diputado Pedro Velásquez (regionalista) llevara al haitiano William Pierre a la Cámara de Diputados a exponer sobre las precariedades que enfrentaban muchos de sus compatriotas en Chile.

Sectores de la comunidad haitiana en el país han cuestionado la representatividad de Pierre como vocero de sus inquietudes.

"No es parte del plan el señor (...) Aquí no hay representantes; hay ciudadanos haitianos que pueden acogerse libre y voluntariamente a esto", dice Chadwick.

Con la Embajada de Haití en Chile también existió cierta tensión al comienzo. El día en que el Gobierno anunció que analizaría la creación de un plan, la sede diplomática afirmó que se desmarcaba de la iniciativa.

Desde Interior atribuyen el tono de esas declaraciones a la desinformación. "Había al principio una duda de si esto era una expulsión o no", explica el subsecretario Rodrigo Ubilla.

Añade que el tema se aclaró telefónicamente con el gobierno haitiano y hoy "no hay ninguna divergencia (...). Agradecieron el hecho de que nosotros nos estemos haciendo cargo de esta realidad", señala Ubilla.

"Se produjo un descontrol"

Para el ministro, situaciones de precariedad como las que algunos inmigrantes han encontrado en Chile tienen relación con la falta de una política migratoria que regule los flujos.

"Lo que ocurrió en los años anteriores, en términos del descontrol que existió, ha generado lamentablemente situaciones de mucha indignidad", dice.

"Migrar no es un derecho humano. Hay algunos que lo creen, el Frente Amplio... que creen que existe un mundo sin fronteras. Nosotros no creemos eso. El Presidente cree, al igual que como está en los convenios internacionales, que los que tienen los derechos son los migrantes. Es decir, una vez que entra la persona al país, tiene que ser tratada en igualdad de derechos que los nacionales", añade Ubilla.

"Lo que sostenemos nosotros es: ¿Quién pensó en estos 12 mil o 15 mil (haitianos) que entraban todos los meses, que están algunos viviendo en la calle, hacinados en un dormitorio, niños que no tienen las condiciones de alimentación necesarias? ¿Esos son los derechos que nosotros queremos?", reflexiona el subsecretario.

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia