Dólar Obs: $ 685,81 | 0,37% IPSA -0,25%
Fondos Mutuos
UF: 27.953,42
IPC: 0,00%
Teatro Nescafé de las Artes

Más que dos: Paolo Fresu y Chano Domínguez a toda máquina

lunes, 10 de septiembre de 2018

Iñigo Díaz
Cultura
El Mercurio

El trompetista italiano y el pianista español conjugan, desde el jazz, un dúo de amplias mezclas, que llega por primera vez a Chile este 24 de septiembre.



Hace dos años fue cabeza de cartel del Festival Chile Jazz, que llevó a su trío a teatros de Santiago, Concepción y La Serena. Allí, Chano Domínguez (1960) utilizó el formato tradicional, con su piano como eje armónico de la música y un complemento rítmico con contrabajo y batería. Su regreso al país será musicalmente toda una novedad.

Nacido en Andalucía y permeado en su historia por el flamenco, Domínguez se presentará este 24 de septiembre en el Teatro Nescafé de las Artes (20:30 horas, entradas desde $10.000), como parte del dúo que forma con el trompetista italiano Paolo Fresu (1961), otro nombre de peso en ese continente. El concierto se titula "Fresu & Domínguez. Dos maestros del jazz europeo".

"Podríamos decir que se trata de una música del Mediterráneo, porque yo soy de Cádiz y Paolo proviene de Cerdeña. Tenemos miradas propias sobre el jazz, que es un lenguaje en común. Pero estamos incorporando elementos provenientes de nuestras historias y nuestras culturas", dice Domínguez.

Trompetista y fliscornista, el sonido de Fresu se acerca al Miles Davis de los años 50. No por nada lidera un prestigioso quinteto de jazz. Es solista, líder y académico, y dirige el festival Time in Jazz en la pequeña comuna de Berchidda, donde nació. Se le ha presentado también como exponente de diversas fusiones y proyectos mixtos, desde música contemporánea y antigua, hasta world music e easy listening .

Uno de estos es el que desde este año puso en marcha con Chano Domínguez. "Diseñamos este proyecto como un dueto desde el origen. No teníamos en mente incorporar una batería y un contrabajo (como correspondería al formato de cuarteto regular de jazz). Entre él y yo podemos crear todo un universo armónico particular. El piano es, además, un instrumento de percusión que sostiene el ritmo. A nosotros nos encantan los resultados", comenta el español.

Su repertorio es diverso. "A veces lo definimos poco antes de entrar al escenario. Así es la espontaneidad en el jazz. Estamos improvisando siempre, pero tenemos un programa estudiado, que depende de cómo sintamos al público", asegura. Fresu y Domínguez tocarán sus composiciones, adaptadas para trompeta y piano, además de standards del cancionero tradicional estadounidense y por supuesto lo que el español denomina " standards latinos": "Las canciones del siglo XX que nos pertenecen a nosotros, como los boleros o las coplas españolas. Toda una música maravillosa que queremos proyectar. Por eso tocamos desde esos clásicos hasta una canción popular de Fito Páez y la que yo considero una de las melodías más bellas que se han escrito: 'Gracias a la vida'", completa.

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia