Dólar Obs: $ 810,20 | 0,05% IPSA -0,25%
Fondos Mutuos
UF: 28.434,32
IPC: 0,60%
Según un análisis del CEP, en los hogares con menores ingresos es donde creció en mayor proporción:

Gasto de bolsillo en salud aumenta 50% en cuatro años y supera los $31 mil por persona

domingo, 15 de julio de 2018

Max Chávez
Nacional
El Mercurio

Los medicamentos siguen siendo el principal ítem, con un promedio de $11.953 cada mes. En tanto, el desembolso en atenciones quirúrgicas y procedimientos médicos ambulatorios se duplicó en el período analizado.



En Chile, seis de cada diez personas creen que no podrán pagar la atención que necesiten ante una enfermedad grave, según datos de la Superintendencia de Salud.

Es que, a pesar de que el esquema de previsión en el rubro cubre al 97% de los chilenos, el gasto de bolsillo, es decir, el desembolso que no es cubierto por los seguros, isapres o el Fondo Nacional de Salud (Fonasa), es uno de los más altos entre los países de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos.

Un análisis realizado por el Centro de Estudios Públicos (CEP), que comparó los datos de las dos últimas publicaciones de la Encuesta de Presupuestos Familiares del Instituto Nacional de Estadísticas, concluyó que el gasto per cápita real aumentó 50% entre 2012 y el 2016 (ver infografía).

Si hace seis años, en promedio, un chileno destinaba $21.112 cada mes a fármacos, consultas médicas, servicios dentales, entre otros servicios; en 2016 llegó a $31.838. Esto significa que pasó de ser el 5,2% al 6,2% del total de los gastos de los chilenos.

Carolina Velasco, una de las investigadoras del estudio del CEP, asegura que "uno esperaría que en los países más desarrollados este gasto disminuya, porque este copago de lo que no cubre el esquema de seguros viene a ser un impedimento para acceder a los servicios de salud, sobre todo para las personas de más escasos recursos".

Y el gasto de bolsillo no solo ha crecido durante los últimos años, sino que lo ha hecho en mayor proporción para las personas con menos recursos. En el caso de los tres primeros quintiles con menores ingresos, aumentó por sobre el 70%. En tanto, en los quintiles con más ingresos creció, en promedio, 38,9%.

En cambio, cuando se miran los montos que desembolsan, siguen siendo los hogares con mayores ingresos los que más gastan (hasta $69.364), en comparación con los de menores recursos ($13.852).

El detalle de las cifras

Si bien los gastos en salud se han incrementado, aún existe un 20% de los hogares que no incurre en ningún tipo de desembolso en la materia.

En el caso de la mayoría que sí los tiene, los medicamentos siguen siendo el ítem por el que más pagan ($11.953), duplicando a las consultas médicas, que les siguen en la lista ($5.812).

Según Óscar Arteaga, académico de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Chile, el alza era "esperable, ya que desde hace mucho tiempo no ha habido cambios significativos en nuestra estructura previsional en salud".

Agrega que "la solución pasa por revisar nuestro arreglo de seguridad social y dar cobertura a prestaciones que no tienen, como los medicamentos".

Si bien los fármacos significan un mayor monto mensual, los ítems que se elevaron en mayor proporción fueron los servicios quirúrgicos y procedimientos médicos ambulatorios (152,2%).

"No es bueno que este incremento sea más alto para las familias de menos recursos; para ellas es más pesada la carga".
CAROLINA VELASCO
INVESTIGADORA DEL CEP

"La solución pasa por revisar nuestro arreglo de seguridad social y dar cobertura a prestaciones que no tienen".
ÓSCAR ARTEAGA
ACADÉMICO DE LA ESCUELA DE SALUD PÚBLICA DE LA U. DE CHILE

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia