Dólar Obs: $ 596,26 | 0,31% IPSA -0,14%
Fondos Mutuos
UF: 26.986,65
IPC: 0,20%
Senador y vicealmirante (r) Kenneth Pugh:

"Voy a promover la propuesta del Gobierno de crear la figura del cibersoldado para la defensa del país"

lunes, 16 de abril de 2018

RIENZI FRANCO
Política
El Mercurio

El parlamentario dice que pondrá el foco de su gestión en la política de Defensa, Isla de Pascua y la plataforma continental; además de la ciberseguridad.



Kenneth Peter Pugh Olavarría cuenta que tuvo la suerte de nacer en el mismo lugar donde posteriormente le correspondió desempeñarse: El antiguo hospital Naval de Playa Ancha. El ahora senador independiente por Valparaíso, en cupo RN, dice que al igual que su padre fue parte de la Marina, alcanzando el grado de vicealmirante.

Desde la Armada pasó al Congreso y ahí a la política, a la que asegura llegó para quedarse aun cuando no milita en el oficialismo, pero afirma lo hará de ser necesario. ¿El partido por el que ficharía? Renovación Nacional.

Entre sus apuestas en el Parlamento están las de avanzar en la política de Defensa, Isla de Pascua, la placa continental y la ciberseguridad, punto en el que se detiene para advertir con vehemencia el retraso que hay ante las estrategias de Europa, mediante los Cyber Shield , o en Estados Unidos con los Cyber Storm . En Chile apoyaré la creación de los cibersoldados, asegura. Echando mano a la memoria militar, Pugh se explaya utilizando un vocabulario técnico aprendido en los 35 años en que fue parte de la Armada.

-Además de haber oído acerca de los cibersoldados por su formación, ¿dónde más ha escuchado ese término?

-Recientemente el ministro de Defensa hizo una exposición en la comisión sobre el tema. Por eso es que digo que voy a promover la propuesta del Gobierno de crear la figura del cibersoldado para la defensa del país. Por sus características lo debe patrocinar el Ejecutivo.

-¿De qué se trata la iniciativa? ¿Cómo cree que se pueda aterrizar en el país?

-La idea es que abarque un espectro general amplio. Que sea inclusivo en el sentido de incorporar gente que esté sirviendo en las fuerzas y tenga un accidente y que por eso haya tenido una discapacidad, pero tiene la formación y se tiene que ir de la institución; bueno, podría ser parte de la ciberfuerza, porque lo que se necesita es capacidad intelectual y no la capacidad física. Esos temas serán parte de un seminario que haremos en mayo.

-¿Cómo se complementa esa propuesta?

-El tema del cibersoldado es muy amplio. Hoy el ciberespacio es dominado por los nativos digitales, por lo tanto hay que buscar en la juventud que no ve como una alternativa el servicio militar o la carrera militar la posibilidad de que pueda desarrollar sus aptitudes naturales que tienen unos pocos, no todos. Y para eso hay que ir a ofrecer los cupos y a buscarlos por otro.

-¿Cómo imagina el proyecto?

-Se puede generar un servicio militar de cibersoldados que se les prepara técnicamente en función de un instituto profesional y, además, se les da formación militar. La ventaja que tiene es que el país se nutre todos los años de jóvenes que quedan con un nivel de capacitación y conocimiento para manejar, en el ámbito de las redes, su seguridad de manera interesante. Y también hay que buscar personas generando instancias que pueden ser competencias, juegos, desafíos y ahí aparecen, a veces, sorpresas. Uno es una oferta estable y permanente como servicio militar voluntario en el ciberespacio y, segundo, el desafío de encontrar personas talentosas que puedan aportar con sus conocimientos. Son dos áreas las que se pueden ver.

-¿A qué se enfrentarían los cibersoldados?

-Las amenazas han cambiado, por eso nosotros tenemos que cambiar las formas de enfrentarlas. No solo en equipos, sino que también en la forma de desarrollar las capacidades. Se deberían reclutar en períodos de contingencia o en llamados especiales. Deberían enfocarse en tareas específicas como desencriptar o quebrar códigos.

-¿Cómo se debería abordar la política de Defensa?

-El ministro dijo en su exposición ante en Congreso que uno de los ejes centrales será la capacidad de la industria nacional de Defensa y nosotros trabajaremos en el Parlamento para generar las leyes que puedan soportarla.

-¿El concurso del Ejecutivo es fundamental por el tema de los recursos involucrados?

-Por supuesto. Se engloban presupuestos y esa iniciativa es privativa de los gobiernos, por eso se le pidió al ministro explicitara cuál iba a ser la agenda legislativa, y eso es importante para quienes están viendo posibilidades de inversión en el sector. Por ejemplo, en abril pasado la Presidenta Bachelet firmó, y ya está vigente, la política nacional de ciberseguridad que se reflejó en un documento que en su punto 5 dice que el Estado de Chile promoverá el desarrollo de tecnología de ciberseguridad y, segundo, dice que el Estado demandará esos servicios; o sea, le estoy diciendo a la gente: necesito que desarrollen tecnología y si es buena, yo la voy a comprar. Eso se traduce en industria de Defensa polivalente. Esa es la clave.

-¿Le preocupa el tema de la placa continental?

-Ese territorio, los derechos sobre él los tiene el Estado chileno y lo que le estamos pidiendo al Gobierno es que haga lo que se tenga que hacer para cumplir los plazos y esté declarada como corresponde nuestra reclamación de plataforma continental extendida.

-Argentina ya hizo su declaración.

-Sí. Ya lo hizo pese a que la Antártica es un área que está protegida por tratados. Tenemos que entender que varios tiene intereses ahí. Los ingleses también lo hicieron, por tanto ahí hay un conflicto real en aspiraciones que tienen países sobre el lecho marino hasta cierta condición en un territorio que incluso se entendía que no íbamos a estar descontentos.

Militancia

-¿Tiene pensado militar en un partido del oficialismo?

-Ingresé a la política para quedarme y, en ese sentido, estoy transitando de ser independiente a firmar por un partido para adherir a su militancia.

-¿Lo está meditando?

-Lo que pasa es que llegué a la política sin militar y, como le digo, llegué para quedarme, porque la política es poder llegar a acuerdos y es eso lo que busco hacer. Hay que ver cómo se hace eso. Pero claro, hasta ahora no ha sido necesario militar para cumplir mi rol de representante de quienes me eligieron, pero si se me pide y se hace necesario militar en algún momento, voy a fichar. Le anticipó que mi cupo sigue siendo RN, por cierto.

''No tenemos que esperar a tener un tsunami digital para entender que debemos estar preparados para enfrentar un eventual ciberataque".

''Ingresé a la política para quedarme y, en ese sentido, estoy transitando de ser independiente a firmar por un partido para adherir a su militancia".

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia