Dólar Obs: $ 676,60 | 1,73% IPSA -0,98%
Fondos Mutuos
UF: 27.565,76
IPC: 0,00%
Unidad de Análisis Financiero recibió 3.903 notificaciones, 16% más que en el año anterior:

Reportes sobre operaciones sospechosas de lavado de dinero llegan a un récord en 2017

lunes, 09 de abril de 2018

IVÁN MARTINIC
Nacional
El Mercurio

Director de la UAF asegura que, luego de 15 años de existencia, el sistema está consolidado y que la coordinación con el Ministerio Público permite lograr condenas más allá del narcotráfico y la corrupción.



Gruesas puertas, vidrios biselados y accesos con identificador de huella digital albergan en un edificio de calle Moneda, en el centro de Santiago, a los 64 funcionarios de la Unidad de Análisis Financiero (UAF).

Creado en 2003, este servicio público dependiente del Ministerio de Hacienda debe prevenir el lavado de activos o el financiamiento al terrorismo en Chile. Por ley, 413 instituciones públicas y 6.456 personas naturales y jurídicas de 38 sectores de la economía le notifican cuando detectan una operación que pudiera encerrar esos delitos.

Lo hacen a través de los Reportes de Operaciones Sospechosas (ROS), que en 2017 llegaron a un récord de 3.903 -16 por cada día hábil-, 16% más que el año anterior, precisa Javier Cruz, director de la UAF, al adelantar a este diario el reporte 2017 de la institución.

Luego de ser revisados por los analistas de inteligencia de la unidad, 181 de esos ROS arrojaron señales indiciarias de lavado de activos o financiamiento al terrorismo, por lo que fueron enviados al Ministerio Público.

La tendencia al alza de los ROS se mantiene este año. Solo entre enero y marzo, detalla Cruz, se enviaron 27 informes de inteligencia al Ministerio Público, 17 más que en el mismo período del año pasado.

"Los informes son cada vez más complejos, de mayor calidad. Y eso ha sido reconocido por el Ministerio Público, que hoy abre investigaciones por cada informe que envía la UAF", afirma Cruz. A su juicio, luego de 15 años, el sistema está consolidado, y el nuevo desafío es procesar grandes volúmenes de información en tiempos acotados para transferir insumos de calidad a las indagaciones penales.

El reporte 2017 de la UAF (ver infografía) también revela que los bancos (30,5% del total), los casinos de juego (22,6%) y las empresas de transferencia de dinero (9,7%) fueron los sectores que más operaciones sospechosas reportaron el año pasado.

El mayor aumento se dio en los casinos de juego: de 383 ROS en 2016, a 881 en 2017. Y los casos en que esos reportes efectivamente tenían indicios de lavado de activos o de financiamiento al terrorismo se incrementaron 125%, de 16 a 36.

Esto no necesariamente significa que se esté lavando más dinero, sino que "al igual que en otras industrias, como hace algunos años fueron las AFP o las corredoras de bolsa, llega un momento en que los sistemas internos empiezan a funcionar de mejor forma, a sofisticar sus análisis y a detectar operaciones que a veces pasaban desapercibidas", plantea Cruz. "Esas variaciones siempre son bienvenidas, porque demuestran que cambia la percepción del riesgo de la industria sobre ciertas personas o transacciones, lo que finalmente fortalece el sistema, que está más alerta", añade.

De hecho, si bien en 2017 la UAF detectó 3.903 ROS, los que tenían indicios de delito eran 181, 50% menos que en el año previo.

Impedido por ley de referirse a casos específicos, el director de la UAF lo atribuye a coyunturas como la apertura de investigaciones de conmoción pública que "disparan" la cantidad de reportes, o a que algunos sectores económicos comienzan a reportar más activamente.

Con todo, Cruz dice preferir la calidad antes que la cantidad, pues si los reportes no traen información relevante, "demandan muchas horas-hombre que al final terminan siendo no muy útiles para la evaluación".

El objetivo de la UAF es impedir que el lavado de dinero se convierta en una condicionante de la economía, "como sucede en otros países", advierte Cruz. En esa línea, plantea que a partir de sus informes y del trabajo del Ministerio Público, constantemente se obtienen condenas por este delito en rubros que van más allá del narcotráfico o la corrupción, como el contrabando o el mercado de valores. "Trabajamos duro para que este problema no sea determinante en el país", concluye.

RUBROS
Bancos, casinos de juego y empresas que transfieren dinero lideran el envío de reportes.

6.869
personas naturales y jurídicas están en el registro de entidades que reportan a la UAF. Usuarios de zonas francas (36%), corredores de propiedades (17%) y empresas de gestión inmobiliaria (12%) son las más numerosas.

43%
de las entidades reportantes se ubican en la Región Metropolitana. Y un 29% en la comuna de Iquique.

3,2
millones de reportes de operaciones en efectivo por más de US$ 10 mil llegaron a la UAF el año pasado, 2,1% más que en 2016.

US$ 3.944 millones
sumaron las 24.100 declaraciones de porte y transporte de efectivo desde y hacia el país por más de US$ 10 mil que recibió la UAF, 3,4% más que en 2016. La mayoría eran de Bolivia, Perú y Paraguay.

130
fiscalizaciones en terreno hizo la unidad en 2017, 4% más que el año anterior.



 Imprimir Noticia  Enviar Noticia