Dólar Obs: $ 761,34 | 0,57% IPSA -0,25%
Fondos Mutuos
UF: 28.664,66
IPC: -0,10%
El 34% de los choferes se dedica a tiempo completo y pueden llegar a ganar $1,5 millones mensuales. Si todos los socios de ambos servicios dejaran de considerarse empleados, la tasa de desocupación, actualmente en 6,5%, podría hasta superar el 7%.

Uber y Cabify se acercan a los 100 mil conductores y ya duplican la plaza de taxis

lunes, 05 de marzo de 2018

Samuel Gutiérrez H.
Economía y Negocios
El Mercurio




La irrupción de Cabify y Uber en 2012 y 2014, respectivamente, produjo un cambio sustancial en la oferta de transporte público de automóviles. Si antes los taxis concentraban casi la totalidad de estos servicios, hoy la situación ha dado un vuelco en 180 grados.

Según el Registro Nacional de Servicios de Transporte de Pasajeros, la suma de taxis básicos, de turismo y ejecutivos en Chile llega a 43.846. A su vez, los conductores suscritos a Uber y Cabify superan los 95 mil, y más de un tercio de ellos trabaja a tiempo completo.

Uber tiene 70 mil conductores, de los cuales 21 mil dedican más de 40 horas semanales a este trabajo. Cabify cuenta con 25.500 choferes y 11.500 a jornada completa. Esto da casi 23 mil conductores permanentes, el mismo número de taxis básicos que hay en la Región Metropolitana.

La llegada de estos servicios, que no fue bienvenida por los taxistas, vino a modificar la composición de la fuerza de trabajo, y hoy los conductores de ambas aplicaciones representan el 1,13% de los ocupados y ascienden hasta un 5,3% de los trabajadores por cuenta propia.

Control del desempleo

¿Qué significa esto? Que Uber y Cabify han sido un aporte para contener la tasa de desocupación. El último balance del INE fue la semana pasada y arrojó un desempleo de 6,5%.

Si eventualmente desaparecieran estos servicios, el impacto sería notorio. Si los más de 95 conductores no encontraran otra ocupación y pasaran todos a ser desempleados, la tasa de desocupación superaría el 7%.

"Estas dos aplicaciones son la muestra más clara de que las tecnologías de la información son beneficiosas, tanto para los consumidores como para los trabajadores. Creó nuevas fuentes de trabajo muy positivas para los consumidores, porque es un servicio mejor que el del taxi y más barato, y también es una fuente de trabajo que tiene hartas ventajas, porque es flexible y en términos de ingresos, no es mala para las personas de calificación media", afirma Cecilia Cifuentes, directora ejecutiva del ESE Business School de la U. de los Andes. Agrega que las aplicaciones "han atenuado el aumento del desempleo producido por la desaceleración económica". De hecho, quienes se dedican a estos servicios pueden llegar a ganar $1,5 millones mensuales, según afirman desde ambos servicios.

La economista y académica de la Universidad Diego Portales Claudia Sanhueza le baja el perfil a estas cifras. Según ella, "Uber y Cabify son una creación de empleo adicional, entonces no es que estén cubriendo ese porcentaje de desempleo, sino que cambió la composición del empleo. No es que sustituyan otros trabajos, sino que se agregan a la oferta laboral".

Además, Sanhueza advierte que también es posible que si esas personas no trabajaran en Uber o Cabify podrían no buscar otro empleo, saliendo de la fuerza de trabajo. En ese sentido, destaca la flexibilidad de estas aplicaciones.

No hay vuelta atrás

El presidente de la Comisión de Transporte de la Cámara de Diputados, Mario Venegas, asegura que estas plataformas "llegaron para quedarse. Es un hecho. No solo en Chile, sino que en el mundo. Hay quienes sostenían la idea de prohibir estos servicios, porque veían una serie de amenazas a futuro, crecimiento descontrolado, y que una vez que dominaran el mercado se produciría un alza en los valores. Precisamente de eso se trata la regulación", denominada "ley Uber", que pretende legalizar el funcionamiento de este tipo de servicio, y está actualmente en trámite en dicha comisión.

Cecilia Cifuentes sentencia que una eventual prohibición de estos servicios sería "equivalente a proteger a los carteros cuando llegó el e-mail , y eliminarlo para que los carteros no se queden sin trabajo. No tiene ningún sentido. Va de la mano con la revolución tecnológica, y los taxistas tienen que adoptar la misma tecnología".

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia