Dólar Obs: $ 641,51 | 0,65% IPSA -0,23%
Fondos Mutuos
UF: 27.128,95
IPC: 0,30%
CALIDAD DE VIDA LABORAL [TENDENCIAS]

El desafío de compatibilizar trabajo y bienestar

domingo, 04 de febrero de 2018

Rosa Martínez
Clasificados Económicos
El Mercurio

Los extensos turnos de trabajo y largos trayectos de traslado hacen que cada vez haya menos tiempo para el ocio. De ahí que la calidad de vida laboral sea un tema cada vez más relevante.



El crecimiento económico de Chile durante los últimos 30 años es notorio. El país ha visto reducida su pobreza, y si bien hoy es un país más rico, sus habitantes no parecen ser más felices. Chile es una de las naciones con mayores índices de depresión.

La última Encuesta Nacional de Salud destaca que el 17,2% de los chilenos reconoce síntomas depresivos, con un número importante de casos en mujeres. A su vez, un reciente informe de la OMS identifica al país con más de 800.000 personas mayores de 15 años con depresión.

Según expertos, esto se debe, en gran medida, a que no sabemos compatibilizar la vida laboral con la personal, aspecto que varias empresas se han propuesto mejorar, pues entienden que la calidad de vida de su capital humano es importante.

Juan Pablo Toro, psicólogo y expositor de la III Jornada de Calidad de Vida y Salud Laboral organizada por la Universidad del Pacífico y Gendarmería, dice que compatibilizar ambas esferas implica un gran desafío, dada la centralidad que ocupa el trabajo en la vida de las personas.

"El trabajo es mucho más que una actividad. Tiene fines instrumentales: provee medios para la subsistencia y tiene una estrecha relación en la vida moderna. La satisfacción en el trabajo está correlacionada con la felicidad total, porque contribuye a ser reconocido, a tener un espacio social y a establecer relaciones".

Toro añade que si bien el mundo laboral es fundamental para el logro de la identidad personal, no obstante, presenta ambivalencias.

"Por una parte, es una fuente de salud que permite estados de bienestar, sentimientos de identidad y pertenencia social y, por otro, tiene efectos negativos: es capaz de dañar la salud y de generar malestar según las condiciones materiales y sociales en las que se realiza".

Calidad de vida

Si bien la buena calidad de vida laboral se asocia a los componentes "expresivos" del trabajo, el psicólogo indica que es necesario ligar el concepto a los componentes "de base" o "higiénicos".

Según Toro, muchos programas de calidad de vida se piensan casi exclusivamente fuera de la oficina, como actividad recreativa, mientras que el foco debería centrarse en maximizar los potenciales expresivos, de autorrealización y autonomía en el mismo lugar de trabajo.

En esa línea, el experto hace hincapié en la importancia de prestar atención al tema del autocuidado, que debe ser abordado de manera bilateral.

"Las formas de padecimiento muchas veces no están en el individuo, sino que en el mismo entorno laboral, por lo que la organización es la responsable de analizar dónde están los factores de riesgos implicados y que deben ser removidos o mejorados", puntualiza.

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia