Dólar Obs: $ 638,37 | -0,42% IPSA 2,25%
Fondos Mutuos
UF: 26.784,32
IPC: 0,10%
Rich Sauer, vicepresidente corporativo de Microsoft:

Las compañías tecnológicas "solo somos los custodios de los datos"

jueves, 12 de octubre de 2017

M. Cordano
Vida Ciencia Tecnología
El Mercurio

Ante un panorama donde las empresas de tecnología manejan cada vez más información sobre los ciudadanos, el abogado comenta acerca de la necesidad de crear un puente de confianza con los usuarios.



Hace poco más de 18 años, Rich Sauer comenzaba su carrera en Microsoft, la empresa de tecnología en la cual hoy se desempeña como vicepresidente corporativo, además de consejero adjunto de asuntos corporativos, externos y legales. Por ese entonces -explica-, los asuntos a tratar por el equipo de abogados se centraban en temas de licencias: su objetivo era cuidar los productos de la piratería, asegurándose de que se adquirieran con un pago de por medio.

Con el paso del tiempo, la propiedad intelectual se transformó en una de varias aristas que Microsoft -así como otras compañías en el rubro- debió empezar a enfrentar.

"Cuando recién empecé a ejercer como abogado, la privacidad de los usuarios no era un tema que se tocara mucho; probablemente ni siquiera teníamos un curso específico sobre eso. Hoy es parte fundamental de la educación legal que recibe una persona; son muchos quienes se especializan en ello", comenta respecto del tema que acaparó su más reciente visita al país esta semana. Sauer fue invitado a participar en un encuentro organizado por la Asociación Chilena de Empresas de Tecnología de la Información (ACTI) centrado en contenidos de privacidad y seguridad.

Durante su paso por Chile, Sauer aprovechó asimismo de reunirse con miembros de la Fundación País Digital, con quienes compartió su visión sobre el rol de las compañías de tecnología en cuanto al manejo de datos de sus usuarios. "No son datos nuestros, sino datos de los clientes. Nosotros solo somos los administradores, los custodios de los datos".

En ese sentido, las personas deben tener completo conocimiento respecto de "cómo se usa esa información, cómo se guarda y cómo se comparte", indica el abogado. Sobre todo actualmente, con la opción de almacenar archivos personales en "la nube".

La tarea en pos de la confidencialidad requiere cooperación, agrega Sauer. Porque si bien las compañías tienen la obligación de ser transparentes en cuanto a sus políticas de almacenamiento, el rol de las personas pasa también por tomar conciencia de lo que implica aceptar la suscripción a un servicio y estar informados al respecto. "¿Debieran preocuparse los usuarios del uso que se les está dando a sus datos? Más bien, creo que la clave está en ser reflexivos", plantea.

"Uno de mis amigos decía que todas las personas aseguran estar preocupadas por su privacidad, pero al minuto en que llega alguien a ofrecerles un dulce gratis a cambio de su número de teléfono, caen y optan por el caramelo. No parece haber mayor educación ni conciencia. Especialmente, entre los jóvenes, que se unen a las redes sociales desde muy niños. Y esa es una huella digital que los va a perseguir de por vida", indica.

Para Rich Sauer, además de campañas de concientización, importa que las empresas actúen a tono con la confianza que buscan promover.

En relación con esto -continúa-, el mayor acto de transparencia que Microsoft ha hecho para mostrar que está a favor de cuidar los datos de sus usuarios, es haber demandado al Departamento de Justicia de Estados Unidos en más de una ocasión. Esto, con el fin de revocar las órdenes de confidencialidad que prohibían notificar a una persona cuando el gobierno pedía información sobre ella. Actualmente, cada seis meses Microsoft publica informes que dan cuenta del número (un rango) de solicitudes de información que se les ha hecho.

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia