Dólar Obs: $ 638,37 | -0,42% IPSA 2,25%
Fondos Mutuos
UF: 26.784,32
IPC: 0,10%
Estudio analizó los cambios en las celebridades consideradas más hermosas:

En 27 años los prototipos de belleza han aumentado su edad y su piel es más oscura

jueves, 12 de octubre de 2017

Paula Leighton N.
Vida Ciencia Tecnología
El Mercurio

Una comparación entre las características de los más bellos en 1990 y 2017, según la revista People, refleja los cambios de una mayor exposición a otras culturas.



En 1990 la edición anual de "Las personas más bellas", que todos los años publica la revista estadounidense People, tenía en su portada a Michelle Pfeiffer. La actriz -de 31 años en ese momento- lucía una rubia y crespa cabellera, piel muy clara y sus ojos verdes clavados en la cámara.

Veintisiete años más tarde, la versión 2017 de la revista eligió como la celebridad más bella a la actriz Julia Roberts, quien sonreía en la portada con su pelo castaño, ojos café y 49 años de edad.

Ambas portadas resumen en una imagen los cambios que en casi tres décadas ha experimentado el estándar de belleza, al menos en este lado del planeta. Así lo concluye una investigación, publicada ayer en la revista JAMA Dermatology, de la Academia Estadounidense de Medicina, por un equipo de médicos encabezado por la dermatóloga Neelam Vashi, profesora de la Escuela de Medicina de la U. de Boston y directora del Centro para la Piel Étnica.

Los investigadores compararon la edad, sexo y características físicas, como raza (término empleado por los autores), tono de piel y color de pelo y ojos de la lista de celebridades elegidas por People como las más hermosas en 1990 -50 hombres y mujeres- y en 2017 (135 en total).

Buscando sintonía

Su hipótesis era que los patrones de belleza no han cambiado en todo este tiempo. Sin embargo, para su sorpresa descubrieron que sí había variaciones importantes.

En 1990 predominaban las personas blancas y de entre 25 y 34 años, como Jodie Foster o Tom Cruise.

En la lista de 2017, en cambio, había un porcentaje mayor de personas de piel morena, como la cantante Alicia Keys; la ganadora del Oscar por Moonlight, Janelle Monáe; la actriz Taraji Henson, de la serie de TV Empire, y la cantante Selena Gómez.

Además, predominaban personas mayores de 35 años, como las actrices Kristen Bell (36), Reese Witherspoon y Viola Davis (55).

Aunque no lo midieron, este año la lista incluye también a mujeres que escapan al prototipo de delgadez de pasarela, como la conductora de TV Oprah Winfrey y la cantante Adele.

Para Enrique Vergara, profesor de Publicidad de la Facultad de Comunicaciones de la U. Católica, el hallazgo no es extraño. "Los estándares o cánones estéticos van cambiando con la sociedad. No son cosas definitivas, sino procesos en construcción".

Y la publicidad en Chile lo corrobora, según un proyecto Fondecyt de esa misma facultad, que analizó las representaciones de las personas que aparecían en la publicidad del retail chileno entre 1980 y 2013.

"En los últimos 10 a 15 años empezamos a ver mayor diversidad sociocultural. Transitamos del estereotipo muy asociado casi exclusivamente a personas de estrato medio alto con un fenotipo norte europeo o anglosajón a uno más de clase media y fenotipo que se acerca al latino".

A su juicio, esto responde a una búsqueda de la publicidad "por sintonizar con una realidad más objetiva y cotidiana, y buscar la identificación y empatía de los consumidores, que buscan reconocerse en lo que ven".

Narices respingadas

Para los autores del estudio, la evolución de los estándares de belleza es un reflejo "de cómo las personas aprenden a integrar el efecto de los medios con la exposición a nuevas culturas y diferentes normas".

"El concepto de belleza se ha ampliado, y en eso han influido la globalización, los medios de comunicación e internet, al mostrar conceptos de belleza de otras latitudes", coincide el doctor Wilfredo Calderón, past president de la Federación Iberolatinoamericana de Cirugía Plástica y jefe del Servicio de Cirugía Plástica del Hospital del Salvador.

Calderón, que trabaja en su especialidad desde los 90, dice que "en ese entonces el estándar era más bien anglosajón; las mujeres se hacían mucha rinoplastía para afinarse la nariz y parar la punta, como las anglosajonas. Ahora lo que se busca son intervenciones que se vean naturales", dice el cirujano, que también se desempeña en la Clínica Santa María.

Otra diferencia, dicen, es que "ahora no les interesa verse como estrellas de cine, sino realzar atributos porque quieren sentirse bien con su aspecto. Esto ha llevado a que incluso esté aumentando el número de personas de 70 a 80 años que recurren a rellenos faciales para refrescar su aspecto".

35,6%

tiene 35 a 44 años; 28,1%, entre 25 y 34; 19,3%, 45 a 54; 8,9% son mayores de 55, y 8,1% tienen 18 a 24 años.

60%

es de raza blanca y 40% de otras. El 70,4% tiene piel clara y 29,6%, oscura.

74,1%

tiene pelo castaño; 23%, rubio, y 3%, colorín. El 54,8% tiene ojos café, 26,7%, azules; 11,1%, café claro, y 7,4%, verdes.

50%

de las celebridades tenía 25 a 34 años, seguidas por 24% de 35 a 44 años; 16% de 18 a 24; 4% de 45 a 54, y 6%, más de 55.

76%

eran de raza blanca y el resto, de otras razas. El 88% era de piel clara (I-III) y 12%, oscura.

86%

tenía pelo castaño; 12%, rubio, y 2%, pelirrojo. El 48% tenía ojos café; 28%, azules, y 18%, verdes.

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia