Dólar Obs: $ 788,22 | -0,33% IPSA -0,25%
Fondos Mutuos
UF: 28.684,10
IPC: -0,10%
Blanca Treviño:

"Quien gane el juego será la empresa que tenga el mejor talento, y este no tiene género"

lunes, 24 de abril de 2017

Josefa Errázuriz
Economía y Negocios
El Mercurio

La fundadora de Softtek fue elegida por Forbes entre las 10 mujeres más poderosas de México. Vino a Chile al Foro Mujer Emprendedora Latam, organizado por Mujeres del Pacífico.



Blanca Treviño emprendió hace 30 años con una firma de tecnología en México. Hoy es reconocida como una de las impulsoras de la industria de servicios de tecnología de la información (TI) en países emergentes. Además, posicionó a su empresa, Softtek, como una pieza clave para que México abriera sus puertas a EE.UU. como proveedor de servicios de TI.

-¿Pensó algún día que su empresa sería lo que es hoy?

"Irónicamente siempre lo dijimos. Queríamos una empresa global, pero cuando haces la declaración de ser globales en realidad no lo visualizas. Nunca me imaginé lo que significaba tenerla, siempre lo pensamos, trabajamos por eso, pero no creía que iba a tener la posibilidad de ir a tantos lugares y convivir con tanta gente".

-¿En qué radica el éxito de Softtek?

"Primero en que lo declares, porque muchas veces sueñas con algo y no lo quieres decir por miedo a no cumplirlo. Es importante compartir tu visión, lo que te mueve, porque cuando lo defines, se hace un compromiso y vas dando los pasos para lograrlo. A eso se suma el rodearse con gente que crea lo mismo que uno, ya que eso te pavimenta el camino. No creo que haya alguien que pueda lograrlo sin haberlo compartido con alguien".

-¿Cómo cree que afectó ser mujer y comenzar un emprendimiento en temas de tecnología hace 30 años cuando eran los hombres los que lideraban la industria?

"Nadie se lo esperaba, me veían como cosa rara. Soy de México y hablar de emprendedores era algo nunca antes escuchado. Tecnología en México, olvídate. Asociaban a México como un país que tenía que traer la tecnología de EE.UU., y que yo mujer quisiera trabajar y dirigir una empresa era romper con un paradigma que no se esperaba, pero cuando no lo ves como un obstáculo, cuando tratas de verlo como algo normal, no se va haciendo tan difícil. Para mí fue algo que aprendí a vivir porque así empecé y no tuve que esperar a que alguien determinara lo que podía hacer o no. Mucha gente se sorprende con que yo sea CEO de una firma global de tecnología, pero creo que al final del día ayuda ser mujer, porque tenemos ciertas habilidades".

-¿Cómo está la mujer hoy posicionada en este sector?

"Hoy hay más mujeres que se sienten con la libertad de decir y hacer las cosas que quieren. Creo que hoy es mucho más entendible cuando la mujer decide tener su vida personal, ser mamá y al mismo tiempo tomar un rol en una vida profesional. Sí hay un precio. Yo puedo decir que me divertí y que ha sido viable, pero te presionas más. Cada vez hay más empresas que tienen claro que quien gane el juego será la empresa que tenga el mejor talento, y este no tiene género ni nacionalidad. Creo que a veces lo que nos falta es una cultura que lo celebre; no solo que lo acepte, sino que también celebre que las mujeres estén teniendo estas oportunidades".

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia