Dólar Obs: $ 705,41 | 1,24% IPSA -0,25%
Fondos Mutuos
UF: 29.462,75
IPC: 0,40%
Colaboraren innovación

martes, 06 de septiembre de 2016

Economía y Negocios


Carlos A. Osorio, PhD.
International Faculty Fellow, MIT Sloan School of Management,
y Universidad Adolfo Ibañez

La incapacidad de realizar cambios a gran escala se basa en una combinación de factores: no darnos cuenta de lo que “realmente”sucede o, aún si nos damos cuenta, pensar que nuestra acción aislada no será suficiente para realizar un cambio significativoo, paradójicamente, pensar que podemos hacerlo solos. En cualquier combinación de lo anterior el resultado es el mismo, y las cosas siguen relativamente iguales.

¿Cómo salir de este espiral? Se supone que la innovación nos ayuda, sin embargo sólo lo podemos lograr en situaciones especiales.

Inercia cognitiva y nuestra capacidad de darnos cuenta. La inercia cognitiva es la tendencia que tenemos a seguir pensando como lo hemos hecho anteriormente. De esta manera, la mayoría de las personas interpreta nuevos eventos, ideas y hechos desde un prisma en que encajan con lo que creen, o está en contra de lo que creen. Esta manera de ver las cosas nos juega la mala pasada de rechazar información valiosa porque está en contra de una creencia o sentimiento con, muchas veces, consecuencias desastrosas. Algunos casos históricos de inercia cognitiva los sufrieron Polaroid y Kodak frente a fotografía digital, la industria relojera suiza frente al reloj de cuarzo, el sector inmobiliario británico durante recesión, entre otros.

En esta perspectiva, http://www.eldefinido.cl/ , http://comunidad.socialab.com/ y http://cmcm.cl/ están orientadas a trabajar la manera en que las personas perciben la realidad. ¿Cómo?


Colaboración, cognición social y capacidades. Muchas veces nos damos cuenta que se debe “hacer algo” pero, paradójicamente, mientras algunos creen que no son suficientes para generar un cambio significativo, otros creen que lo pueden hacer solos. En ambos casos tenemos el mismo problema: la falta de otros. La colaboración permite que lleguemos en conjuntomucho más allá de lo que hemos llegado antes, tanto desde cómo entendemos los desafíos, como de lo que somos capaces de hacer.

Nuestra capacidad individual de darnos cuenta, hacerde, y dar sentido ala realidad es mucho más limitada, que cuando trabajamos con otros. Esta capacidad aumenta de manera significativa cuandohacemos y comunicamos sentido como grupo de personas distintas comprometidas yfocalizados objetivos compartidos. Más allá de las ideas que podemos aportar, y de cómo apoyamos una u otra iniciativa, el impacto aumenta cuando personas se movilizan combinando maneras de entender y capacidades para hacer. Sin embargo, muchas veces darse cuenta y querer cambiar no es suficiente…ser muchos y variados ayudan a romper las barreras para actuar.

Inercia de acción. Aún cuando seamos capaces de darnos cuenta que debemos cambiar, parte del problema es la tendencia que tanto personas como organizaciones tienen a seguir actuando como lo han hecho siempre. Esto es lo que conocemos como tendencia de acción, o estructural. Una persona puede saber que fumar, o alimentarse mal, es dañino para su salud, pero pocos tiene la capacidad de cambiar los hábitos. Es por esto que una estrategia común para lograrlo es asociarse con otros buscando el mismo objetivo.

Más allá de las metas personales, la colaboración ha mostrado ser el motor de organizaciones y sociedades para enfrentarse a las adversidades. En 1990, Walter Powell muestra cómo las organización en redes genera mayor colaboración, coordinación e incentivos para aprendizaje, y mejor aprovechamiento de activos intangibles que los mecanismos típicos de mercado o jerarquías organizacionales. Cinco años más tarde, Robert Putnam, publica su paper “Bowling en solitario: declinamiento del capital social de los Estados Unidos” indicando que la causa principal era el aumento del individualismo en la sociedad Americana.

En Chile tenemos la suerte de tener al menos tres casos orientados a cambiar cómo pensamos, cómo aunar esfuerzos en torno a objetivos compartidos, y a identificar desafíos que otros han tomado como suyos, independientes de lo difíciles que parezcan… ¿Quizás con tu participación las cosas podrían ser aún mejores?

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia