Dólar Obs: $ 666,44 | -1,08% IPSA 0,29%
Fondos Mutuos
UF: 27.341,05
IPC: 0,20%
Debate y diferencias partieron en el cónclave del oficialismo de este jueves:

Hacienda pide a la Nueva Mayoría evitar presiones por mayor gasto en el Presupuesto por escenario restrictivo

sábado, 20 de agosto de 2016

Mariana Penaforte
Economía y Negocios
El Mercurio

El "rayado de cancha" del ministro Rodrigo Valdés no genera consensos en la coalición de Gobierno. Si bien algunos parlamentarios ya internalizaron el mensaje de "responsabilidad fiscal", otros consideran que esta política no cabe en el momento de desaceleración económica del país.



El debate por el Presupuesto del sector público para 2017 se encendió. Y quien lo hizo fue el mismo ministro de Hacienda, Rodrigo Valdés, a poco más de un mes de que deba ingresar el proyecto de ley al Congreso. En el marco del cónclave de la Nueva Mayoría, realizado el jueves en La Moneda, el ministro habló extensamente del tema donde dibujó un panorama fiscal muy estrecho y advirtió que no aceptaría presiones por mayor gasto.

El jefe de las finanzas públicas afirmó que no transará en la disciplina y responsabilidad fiscal y en su meta de reducción del déficit de 0,25 puntos porcentuales por año. "Tenemos la regla fiscal y nos atenemos a ella. No vamos a echar por la borda nuestra credibilidad", dijo ayer en una entrevista con T13 Radio. Incluso, habría advertido en el cónclave el problema de seguir aumentando la deuda bruta del país -que ya suma más de 18% del PIB- y el peligro de que las clasificadoras de riesgo le bajen la nota a Chile.

Respecto de las áreas prioritarias, Valdés reiteró que solo hay espacio para crecer en las carteras de educación y salud. Sobre el tema previsional, dijo que ajustar otros gastos en el presupuesto para asignar en pensiones es posible "con debate".

"El gasto principal ya comprometido con el Gobierno para el próximo año está en educación y en salud, esencialmente. En salud, en materia de hospitales y especialistas, y en educación para la implementación de las leyes aprobadas de educación pública, parvularia y en el inicio de la gratuidad para la educación superior", dijo el diputado Juan Luis Castro, jefe de la bancada PS y quien estuvo en la reunión en Palacio.

Castro agregó que el escenario restrictivo presentado por Valdés significa que "un sinfín de expectativas que todos podemos tener no podrán ser implementadas en la práctica" y que el crecimiento del gasto en otras áreas "se ve muy difícil, por no decir imposible".

Algunos parlamentarios entendieron de la exposición de Valdés que el gasto público crecería en línea con la expansión de la economía el próximo año; es decir, cerca de 2%. Ello, aunque los economistas ven algo más cercano al 3%. Sin embargo, solo se tendrá mayor claridad respecto de ello cuando se den a conocer las cifras de los supuestos de largo plazo que se ocupan para calcular el nivel de gasto: el PIB Tendencial y el precio del cobre. Si bien el año pasado se dieron a conocer públicamente el 11 de agosto, para este año las cifras aun no han sido compartidas ni siquiera con el Consejo Fiscal Asesor, instancia que conoce esas variables antes de que sean públicas.

Apoyos y diferencias

Si bien algunos parlamentarios de la Nueva Mayoría internalizaron el mensaje de Valdés, otros harán claras sus diferencias durante la tramitación del Presupuesto.

"La obsesión de Valdés es gastar lo menos posible y aparecer disminuyendo el déficit lo más posible, y no todos estamos de acuerdo con eso. Si se pasa la raya de la austeridad, vamos a terminar no creciendo", dice un parlamentario oficialista.

El senador Andrés Zaldívar (DC), por su parte, apoya el mensaje del ministro y dice que el erario se tiene que construir en base a un compromiso de responsabilidad fiscal y que lo comprometido por el Gobierno en gastos sociales se va a cumplir.

Valdés también recibió el espaldarazo del sector privado. "Chile tiene un gran activo en su equilibrio macro, que es muy valorado, y nos sirve mucho tener esas cuentas equilibradas para el financiamiento del país; entonces confiamos que ese presupuesto va a ser acorde a la realidad económica", dijo ayer el presidente de la CPC, Alberto Salas, al salir de una actividad en La Moneda.

Por otro lado, el senador PS Carlos Montes se mostró preocupado con el nivel de ejecución presupuestaria de este año. "El año pasado se dejaron de ejecutar mil millones de dólares y este año se puede producir una situación similar o superior. Me preocupa porque tiene que ver con inversión en Salud, Educación y Deporte".

"La línea clara es que el presupuesto se va a construir en base al compromiso y la disciplina fiscal, respetando la regla, pero va a ser un presupuesto restrictivo".

ANDRÉS ZALDÍVAR

SENADOR DC


"Mi mayor preocupación es con la ejecución presupuestaria, dado que el año pasado se dejaron de ejecutar mil millones de dólares y este año puede darse una situación similar o superior"

CARLOS MONTES

SENADOR PS


"Nosotros esperamos, y es la gran responsabilidad del ministro, que tengamos un presupuesto acorde con la realidad económica que estamos viviendo".

ALBERTO SALAS

PRESIDENTE DE LA CPC

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia