Dólar Obs: $ 709,52 | -0,16% IPSA -0,25%
Fondos Mutuos
UF: 27.976,85
IPC: 0,20%
Multiexport se enfrenta con empresa del grupo Izquierdo

martes, 16 de junio de 2009

SOLEDAD NEIRA FARÍAS
Economía y Negocios Online, El Mercurio

Astilleros Calbuco llevó a tribunales a la salmonera, que asegura pagó la deuda con su proveedor.


PUERTO MONTT.– Cuando el grupo salmonero nacional Multiexport está en plenas negociaciones con la banca para reprogramar sus deudas con el sistema financiero, un nuevo flanco de conflicto se le abre a esta compañía. Ahora es con uno de sus proveedores.

El Primer Juzgado Civil de esta ciudad tramita una causa en que el proveedor Astilleros Calbuco S.A. -vinculado a la familia Izquierdo Menéndez- pidió la quiebra de Salmones Multiexport S.A. (del Holding Multiexport Foods), por una deuda impaga de cerca de $700 millones.

Trascendió que la acción de Astilleros Calbuco se habría producido durante una negociación en curso con Multiexport, en la que se estaba analizando realizar nuevos negocios en conjunto, y que ésta finalmente no habría llegado a puerto.

Multiexport dijo ayer por la tarde que "actualmente no tenemos ninguna deuda con Astilleros Calbuco. Estábamos en una negociación comercial que resultó lamentablemente infructuosa, por lo que nuestra empresa decidió efectuar el pago de la totalidad de lo adeudado. No hemos sido notificados de ninguna petición de quiebra".

De cualquier forma, el expediente de la causa habría sido entregado a un receptor judicial para notificar el trámite, según señaló una fuente judicial en la Región de los Lagos.

Multiexport es la segunda mayor salmonera de capitales chilenos -ligada a José Ramón Gutiérrez, Martín Borda, Alberto del Pedregal y Carlos Pucci- que, al igual que la mayor parte de la industria de cultivo, atraviesa una aguda crisis tras el letal ataque del virus ISA y que mantiene a las tres más grandes compañías del sector negociando sus deudas o el financiamiento para implementar nuevas y costosas medidas sanitarias, esenciales para la continuidad de la industria.

En menos de dos años, la crisis sanitaria obligó al cierre de centros, plantas y ya suma cerca de 20 mil despidos en las regiones de los Lagos y Aisén, afectando a productores y proveedores.

La merma productiva que podría registrarse durante este año se estima que llegue al 40%.

Marine Harvest está sembrando peces

El gerente general de Marine Harvest (MH) Chile, Álvaro Jiménez, confirmó que la compañía inició un proceso de siembra de peces en centros de mar, para probar vacunas comerciales y el nuevo modelo productivo de la empresa tras casi dos años desde la notificación del Virus ISA, en julio de 2007.

La señal de MH Chile, la primera afectada por el ISA obligándola a reducir a menos de la mitad los cuatro mil trabajadores que tenía y que el viernes cerró su planta Chamiza, reafirma la decisión de la empresa de capitales noruegos de no salir de Chile.

"Será la menor cantidad posible, mientras no tengamos claro que es sustentable la producción nuevamente", dice Jiménez, quien advierte que en las condiciones sanitarias de hoy, "(MH) no está dispuesta a arriesgar grandes cantidades de dinero y tener importantes pérdidas por eliminación de peces enfermos", recalca.

Ése es uno de los pilares del nuevo modelo productivo de control de condiciones sanitarias que diseñó la compañía, que implica "mayor bioseguridad, menores densidades, manejo más controlado y smolt de mejor calidad también", dice Jiménez.

Ya están probando con una vacuna y repetirán el proceso con las que están por salir.

Aguardarán los resultados de esas siembras, unos dos millones de peces en centros de mar en Río Negro Hornopirén, que ya están en el agua, y otros que pondrán en los próximos dos meses, "para poder sembrar en forma industrial, segura, como lo hacíamos antes, con volúmenes de producción importantes", recalca.

Jiménez confirmó también que para mantener sus redes de comercialización "para el futuro", en EE.UU., Japón y otros, han comprado peces a productores nacionales y están importando pescado desde filiales de MH en Escocia, Irlanda y Noruega.

No castiga sus utilidades, dice, en parte por el alza de precio del producto debido a la baja producción en Chile, que permite "mantener a nuestros clientes pero al mismo tiempo no deteriorar más la posición financiera de la compañía", recalca.

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia