Dólar Obs: $ 587,12 | -0,08% IPSA -0,10%
Fondos Mutuos
UF: 24.258,24
IPC: 0,80%
La historia de la familia Contin, los dueños de Alfa
viernes, 25 de abril de 2008
Economía y Negocios Online, El Mercurio

C. Gutiérrez y C. Ramírez
Tres de los cuatro hijos trabajan en la corredora. Antonio es su gerente general y, se asegura, el más participativo en el negocio.


En febrero de este año, el clan Contin se iba de viaje al extranjero. Pero, según cercanos, justo en medio de los preparativos, el jerarca de la familia comunicó la decisión de suspender el paseo. Este episodio marcó el inicio de una serie de decisiones que la familia Contin tendría que enfrentar este año, las que detonaron el miércoles pasado con la petición de la propia corredora de la suspensión de sus operaciones en la Bolsa de Comercio de Santiago.

Alfa tiene el sello de su dueño, el ingeniero civil industrial de la Universidad de Santiago Alejandro Contin Naranjo.

El ejecutivo dio vida a una historia que cercanos cuentan que "empezó de la nada". Impulsó un proyecto que con el tiempo se transformó en familiar: su hijo mayor Alejandro es el director ejecutivo, su hijo Antonio es el gerente general y "el más participativo y conocedor del negocio", y su hija Pamela es la asesora de imagen.

La corredora dio sus primeros pasos en 1985, al alero de una sociedad formada por Alejandro Contin y Marco Colodro, ex presidente de TVN y ex vicepresidente del Banco del Estado, quien en los ochenta vendió el 50% de sus acciones a Contin y abandonó la sociedad.

A pesar del cargo público que tuvo en el Servicio Nacional de Aduanas -fue superintendente de la entidad a fines de los 70-, de su trabajo como funcionario del Banco Central -ejecutivo del área de comercio exterior y cambio entre el 66 y el 79, y asesor entre el 83 y 84- y de la repercusión que ha alcanzado su empresa -que llegó a ser la sexta corredora del país por su volumen transado-, cercanos a Contin lo describen como un hombre "quitado de bulla".

Un ejemplo del bajo perfil del fundador de la corredora es que cedió la vocería en temas financieros y de la compañía a sus dos hijos para evitar la exposición. Por lo mismo, los problemas que está pasando con Alfa lo tendrían "bastante incómodo". Sin embargo, los mismos ejecutivos de la Bolsa describen a Contin como un hombre de trato "muy cariñoso", además de "muy inteligente".

Pasos en la Bolsa

Alfa siempre estuvo cerca de la Bolsa. En las mesas de dinero se comenta que cuando la corredora Brown & Cartoni cayó, su dueño vendió su casa para pagar la deuda. Alejandro Contin fue el comprador, sin sospechar que años más tarde viviría una historia igualmente compleja.

En 1984, Alfa empezó a operar como agente de valores, en 1992 fue miembro fundador de la Bolsa Electrónica y en 1994 se integró definitivamente a la Bolsa de Comercio de Santiago.

Pero el despegue financiero definitivo vino a finales de los noventa, después de la venta de las acciones de la AFP Protección -que era propiedad del Grupo Security y Contin- a Provida. De hecho, son dueños directos del 2% de esta última.

Fue tan exitosa la operación que testigos dicen que "había tal cantidad de plata que había que sentarse a decidir qué se haría con ella". Luego de la venta y a comienzos de 2000, la oficina del centro se cambió a dependencias en dos pisos en El Golf, y las personas que trabajaban para la compañía pasaron de 25 a más de 80 actualmente en todo el grupo Alfa, que además incluye las unidades de negocio de factoring, corredora de productos y finanzas corporativas.

Un "equipo" más allá de las finanzas

En la temporada anterior, "Mitsubishi Motors-Alfa", el yate de los Contin, se llenó de gloria al coronarse como campeón nacional de su categoría en 2006-2007.

Es en esta área donde la familia Contin forma un equipo conocido por su afición a los deportes náuticos. De hecho, el yate, que ha sido dirigido por Alejandro padre y sus hijos Antonio y Alejandro, actualmente va sexto en el Campeonato Nacional en la clase IMS Azul, segunda en importancia.

Pero el trabajo en equipo no se reduce a las competencias deportivas. Aunque con el tiempo la dirección de la firma ha recaído en sus hijos, todavía el timón lo tiene el fundador. "Él dirige con su presencia", comenta un ex empleado. "No dice haz esto o aquello, pero saber que él está ahí es súper importante", asegura la misma fuente.

Quienes coinciden en las habilidades de Contin para enfrentar crisis dicen que tomará las medidas que estén a su alcance para responder por los problemas de la situación que vive su compañía.


 Imprimir Noticia  Enviar Noticia