Dólar Obs: $ 672,83 | 0,69% IPSA -0,60%
Fondos Mutuos
UF: 27.639,18
IPC: 0,50%
TV digital: "Con el modelo japonés, Chile no cometerá otro Transantiago"

miércoles, 12 de marzo de 2008

Carolina Gutiérrez U.
Economía y Negocios

Autoridades llegaron al país para explicar sus ventajas. Si se adopta, los decodificadores no costarían más de US$ 50.

"No nos podemos equivocar", señaló el ministro secretario general de Gobierno, Francisco Vidal, el 26 de diciembre de 2007, al justificar la demora sobre la elección de la norma que regirá la televisión digital en el país. Esta decisión ya se ha pospuesto tres veces y el subsecretario de Telecomunicaciones, Pablo Bello, ha señalado que la decisión no tiene plazo.

Y aunque Hélio Costa, ministro de Comunicaciones de Brasil, y Kiyoshi Mori, viceministro de Comunicaciones y Asuntos Internos de Japón, reconocen que Chile debe tomarse su tiempo, llegaron a Santiago para reunirse con autoridades de gobierno y representantes de los canales de televisión para convencerlos que con su tecnología no se corren riesgos. "Con el modelo japonés, Chile no cometerá otro Transantiago", dijo Costa.

Brasil lleva menos de dos años con el modelo de TV digital japonés que, según ambos funcionarios, ha sido todo un éxito.

Costa explica que aparte de las ventajas técnicas de la norma asiática, optaron por esta tecnología porque era la única que garantizaba gratuidad en la transmisión de televisión a celular. "Algo en lo que Chile no podría cometer un error, ya que los chilenos no pueden asumir ese costo", sostuvo.

Agrega que los equipos decodificadores para los usuarios durarán al menos 15 años; en cambio, los europeos habrá que cambiarlos en dos años más "y esa sería otra falla que los chilenos no perdonarían".

Pero la experiencia en Brasil no ha estado exenta de problemas. Uno de ellos fue el costo de los decodificadores para la recepción: US$ 500 en un principio. Costa y Mori señalan que eso ya está solucionado. Dentro de 60 días, Brasil lanzará uno de alta definición a US$ 70 y un modelo más simple de US$ 35.

"Si Chile adopta la norma japonesa, no deberá pagar más de US$ 50 por decodificador. Brasil y Japón son dos mercados con cientos de millones de receptores, por lo que esta economía de escala beneficiaría al mercado chileno", asegura Kiyoshi Mori. Costa agregó que esperan que se sumen otros países del cono sur.

Además, descartan que la norma estadounidense haga más fácil vender programas chilenos a un mercado mayor; una de las razones por las que Anatel se ha inclinado por ese modelo.

"Nadie exporta más programas de TV en Sudamérica que Brasil; tenemos programas en 70 países. Para nosotros no hay mayor costo y utilizaremos el modelo japonés para nuestras telenovelas", señaló Costa.

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia