Dólar Obs: $ 622,07 | 0,39% IPSA -0,04%
Fondos Mutuos
UF: 26.658,99
IPC: -0,20%
Adrián Alvarado ganó la primera etapa, en Chillán:

Cinco expulsados por agarrarse de un auto en el retorno de la Vuelta a Chile

jueves, 12 de octubre de 2017

Raúl Andrade Enviado especial a Talca
Deportes
El Mercurio

Los pedaleros fueron sorprendidos capeando un ascenso ayudándose de un vehículo: fueron descalificados sin apelación posible.



D espuntaba la Vuelta de Chile 2017, el regreso de la clásica prueba a las rutas nacionales, cuando cinco ciclistas de la caravana multicolor trataron de capear las pendientes del recorrido entre Concepción y Chillán de la forma más ruin: agarrándose de un auto.

Los pedaleros Carlos Riveros (Kilómetro Cero), Jaime Marchant (Quinta Normal) y Martín Westermayer (Regional Talca) fueron expulsados de la competencia por la infracción. Horas más tarde se aplicaría la misma sanción contra Nicodemus Verdugo (Quinta Normal) y Edwards Fuentes (Chile-España de San Fernando), en su caso, por denuncias de la prensa.

"Lo mío fue algo netamente mecánico. A la altura del kilómetro 40 se me rompió la cadena, y entre la adrenalina y presión de este torneo, me apoyé en el auto. La sanción está bien", explicó Westermayer.

El comisario oficial de la prueba, el colombiano Héctor Arcila, anotó: "La norma de la UCI dice que cualquier corredor que se agarre de un vehículo será expulsado. Son situaciones que pasan, recuerdo que le pasó a Vincenzo Nibali en una Vuelta a España".

Fue el anecdótico inicio de la carrera, donde el puertomontino Adrián Alvarado, del equipo Chile-España de San Fernando, superó a los favoritos y conquistó la etapa inicial.

"Pillamos a los escapados a falta de 40 kilómetros y luego yo me arranqué. Dije 'lo voy a intentar por último para mostrar a mi equipo'. Me alcanzaron nuevamente tres competidores a falta de diez kilómetros, y como había espacio, le metimos fuerte. Finalmente, a falta de 300 metros, me descolgué y pude ganar", comentó Alvarado. Hoy se disputarán dos etapas: la primera entre Talca y Curicó (96,8 km), y una contrarreloj por equipos, en el mítico cerro Condell de esta última ciudad.

En la Federación de Ciclismo sacan cuentas alegres y adelantan que la edición de 2018 está asegurada. "Las cosas han salido bien y estamos en condiciones de confirmar que la Vuelta se mantendrá el próximo año. El apoyo de una empresa como CCU es importante y se están negociando nuevos auspiciadores que están interesados para futuras ediciones", comentó Miguel Droguett, técnico de la selección de pista y parte del equipo organizador.

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia