Dólar Obs: $ 646,57 | 0,20% IPSA 0,10%
Fondos Mutuos
UF: 26.581,81
IPC: 0,20%
La agencia recortó la nota a "A" desde "A+" y dejó la perspectiva estable:

Fitch es la segunda clasificadora que rebaja nota de riesgo a Chile y Gobierno afirma que era "esperable"

sábado, 12 de agosto de 2017

Fiorenza Gattavara
Economía y Negocios
El Mercurio

Las principales razones son el débil crecimiento que ha registrado la economía y el sostenido avance de la deuda fiscal.



En menos de un mes, dos de las tres agencias calificadoras de riesgo más importantes a nivel mundial han rebajado la calificación soberana de Chile. Las razones han sido el débil crecimiento que ha mostrado la economía en los últimos años y el aumento de la deuda fiscal.

Esta vez fue la agencia Fitch Ratings que recortó la nota soberana de "A+" a "A", modificando también la perspectiva de "negativa" a "estable". Según la agencia, el recorte es reflejo del "prolongado período de debilidad económica y menores precios del cobre, que están contribuyendo a un deterioro sostenido del balance soberano".

Desde el Gobierno, el ministro de Hacienda, Rodrigo Valdés, indicó que el recorte era "esperable", pero no por eso deja de ser una mala noticia. Valdés agregó que "la clasificadora habla de que nuestra perspectiva estable se basa en la sólida gobernanza que tenemos y en un marco de políticas creíbles. Y, además, porque se espera una recuperación del crecimiento".

Según Fitch, las elecciones presidenciales de este año representan una oportunidad para mejorar las perspectivas de confianza y crecimiento. Sin embargo, la agencia señaló que "el potencial para que el próximo gobierno logre un crecimiento significativo a corto plazo parece limitado, debido a restricciones fiscales más estrictas y el largo horizonte temporal para la mejora de los principales cuellos de botella de crecimiento de Chile".

José Ramón Valente, del equipo económico de Sebastián Piñera, sostuvo que el recorte en la nota de Chile es una luz de alerta y que hay que hacer todo lo posible para revertir la trayectoria ascendente que ha tenido la deuda pública. "Si seguimos acelerando la deuda en la forma que ha venido hasta ahora y persistimos con déficit fiscales del orden de un 3% del PIB, no me extrañaría que en una década estuviésemos peleando el estar entre los países de investment grade ", afirmó.

Más optimista fue Osvaldo Rosales, coordinador programático de Alejandro Guillier, al señalar que "comparando la deuda neta sobre el PIB de Chile, está igual o mejor que países con más alta clasificación". Además, dijo que el foco no debe estar puesto en reducir el gasto, sino que en la reactivación del crecimiento.

Desde el comando de Beatriz Sánchez fueron críticos respecto de la labor de las clasificadoras y comentaron que tienen una visión que no comparten. "Cuando los países están creciendo por bajo su potencial es muy razonable que exista un impulso fiscal más fuerte, en particular en inversión pública, que en el corto plazo genera deuda, pero en el largo plazo permite tener un crecimiento más sostenible, más inversión y pagar esa deuda", dijo Nicolás Grau.

A PESAR DE LA REBAJA DE FITCH, CHILE SIGUE LIDERANDO EL RANKING EN LA REGIÓN. LE SIGUE PERÚ, CALIFICADO CON "BBB+", Y COLOMBIA, CON "BBB".

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia