Dólar Obs: $ 636,71 | 1,19% IPSA 1,70%
Fondos Mutuos
UF: 26.683,19
IPC: 0,60%
Más de 7 millones de electores participaron en consulta sobre el plan del Mandatario para cambiar la Carta Magna:

En su mayor reto al régimen, millones de venezolanos rechazan Constituyente de Maduro

lunes, 17 de julio de 2017

DANIEL LOZANO Especial para ?El Mercurio?
Internacional
El Mercurio

Caracas La jornada estuvo marcada por las largas filas de electores que se expresaron en contra de la maniobra del gobierno para seguir en el poder. Una persona murió en el barrio de Catia por disparos de colectivos chavistas.



Millones de venezolanos le dijeron basta ya a Nicolás Maduro en la consulta popular, convocada por el Parlamento, que se transformó en el mayor desafío de la Historia contra la revolución. Un huracán democrático que votó en contra del proceso constituyente impuesto por la cúpula cívico-militar del madurismo para mantenerse en el poder.

Un total de 7.186.170 de venezolanos votaron en un plebiscito simbólico de la oposición contra el Presidente Nicolás Maduro y su convocatoria a Asamblea Constituyente, escrutadas 95% de las actas electorales, anunciaron los garantes del proceso.

Venezuela "envió un mensaje claro al Ejecutivo nacional y al mundo", dijo esta madrugada la rectora de la Universidad Central de Venezuela, Cecilia García Arocha, al precisar que 6.492.381 personas votaron en el país y 693.789 en el exterior. El padrón electoral venezolano alcanza a los 19,8 millones de electores.

Los resultados definitivos se darán a conocer hoy lunes, añadió García, quien integró el grupo de garantes junto con los rectores de las principales universidades del país.

Sin el aval del poder electoral, al que acusa de servir al gobierno de Maduro, la oposición convocó a la consulta hace dos semanas con la meta de evidenciar un mayoritario repudio a la Constituyente. La coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) planteó tres preguntas en el plebiscito, que fueron respondidas afirmativamente por 98,3% de los participantes (6,3 millones), según las primeras proyecciones.

La primera consultó a los ciudadanos si rechazaban la Constituyente; la segunda, si exigían a la Fuerza Armada respetar la Constitución vigente; la tercera, si apoyaban renovar los poderes públicos a través de elecciones e instalar un gobierno de "unidad nacional".

Con este resultado, "Maduro matemáticamente está revocado", aseguró Julio Borges, presidente del Parlamento, de mayoría opositora.

"Ha quedado claro el mandato que nos han dado 7.186.000 de venezolanos (...) para que podamos tener la certeza de lograr un cambio democrático", añadió Borges, indicando que este lunes la MUD delineará el camino para concretar dicho objetivo.

La alianza opositora ha dicho que el plebiscito marca la "hora cero" de una escalada en sus protestas contra Maduro, que dejan 96 muertos desde el 1 de abril.

Ello, para evitar la elección de los integrantes de la Constituyente, prevista para el 30 de julio, pues considera la iniciativa como un "fraude" del Mandatario socialista para instaurar una dictadura.

Para el gobierno, la consulta no tiene valor legal. Tibisay Lucena, presidenta del poder electoral, pidió ayer a los adversarios de Maduro evitar crear "falsas expectativas" alrededor del plebiscito.

Pero ayer la oposición hizo frente a todos los obstáculos e inconvenientes, contra vientos y mareas revolucionarios, incluso frente a la embestida criminal que los colectivos revolucionarios emprendieron en Catia, emblemática zona popular del oeste capitalino, que se echó a las calles harta de tantos abusos.

A pesar de los inconvenientes, los venezolanos abarrotaron los 2.030 puntos de votación en todo el país, con 14.000 mesas electorales constituidas en iglesias, plazas y centros culturales.

Se trató de un desafío popular a pecho descubierto, sin las bolsas de comida que el gobierno repartió un día antes en su campaña para seguir en el poder. Sin presiones contra los medios ni amenazas de despido ni nadie que te obligase a votar.

Maduro reiteró ayer que el resultado no es vinculante y no pasa de ser un "proceso interno" de la oposición. "Yo les digo, no se vuelvan locos", contestó el Mandatario a la vez que entonaba un nuevo "llamado a la paz", en circunstancias parecidas a las vividas tras la contundente derrota en la parlamentarias de 2015. "Las diferencias que tenemos en el país las debemos resolver en paz, con votos y no con balas", sostuvo.

Sin embargo, una vez más hubo hecho de violencia. El más impactante se dio en Catia, otrora epicentro del imaginario colectivo de la revolución, hoy un barrio que sufre hambre, penurias y miedos. A mitad de la mañana, cientos de personas que esperaban su turno para votar recriminaron a los militares de la Guardia Nacional, cuerpo clave en la represión de estos tres meses y medio, con gritos de "¡asesinos, asesinos!". Los insultos iban dirigidos contra los guardias, pero quienes llegaron a disparar fueron los temidos "colectivos" chavistas, bandas paramilitares que en esa zona actúan con impunidad. Y lo hicieron con su puntería habitual, matando a la enfermera Xiomara Scott, de 61 años, e hiriendo a otras tres personas. Muy cerca de allí un conocido periodista fue secuestrado, robado y golpeado por los mismos colectivos.

Simulacro oficialista

Por su parte, Sandra Oblitas, otra rectora oficialista del CNE, saludó la "masiva participación" en el simulacro oficialista de sus comicios a la Asamblea Nacional Constituyente, algo parecido a las contramarchas chavistas que se suceden durante las protestas opositoras. Tan escasos fueron los puntos donde congregaron a seguidores, que en las transmisiones televisivas el gobierno se vio obligado a bombardear con muchos primeros planos.

Un contraste apabullante que no solo refleja la Venezuela de hoy, también explica porqué el chavismo impidió el año pasado el proceso revocatorio contra Maduro y porque retrasó las elecciones a gobernador. También airea porqué el oficialismo evitó un referéndum sobre su proceso constituyente, tal y como obliga la Carta Magna. Incluso el porqué de las artimañas utilizadas para confeccionar las bases de las elección de asambleístas del 30 de julio.

''Hoy estamos sacándonos la espina del referéndum que nos robaron el año pasado"
Henrique Capriles LÍDER OPOSITOR, EN REFERENCIA AL REFERÉNDUM REVOCATORIO CONTRA EL PRESIDENTE NICOLÁS MADURO, QUE FUE BLOQUEADO CON DISTINTAS ARTIMAÑAS POR EL OFICIALISMO.

''El llamado que yo hago a Venezuela es a defender ese sí, sí, sí (...) la lucha por la libertad de un país es fuerte, larga, de resistencia" 
Lilian Tintori ACTIVISTA OPOSITORA Y ESPOSA DE LEOPOLDO LÓPEZ

''Hay que celebrar esta noche que el triunfo está ya cerca porque paso a paso, voto a voto, habremos de echar para afuera a este dictador" 
Vicente Fox EX PRESIDENTE MEXICANO, QUIEN FUE INVITADO COMO OBSERVADOR DE LA CONSULTA JUNTO CON LOS EX MANDATARIOS ANDRÉS PASTRANA (COLOMBIA), JORGE QUIROGA (BOLIVIA), LAURA CHINCHILLA Y MIGUEL ÁNGEL RODRÍGUEZ (COSTA RICA)



 Imprimir Noticia  Enviar Noticia