Dólar Obs: $ 674,04 | -0,55% IPSA -1,41%
Fondos Mutuos
UF: 27.565,79
IPC: 0,00%
Revista JAMA publica cinco estudios que mejoran la indicación de esta hormona:

Usar testosterona en hombres mayores fortalece los huesos y reduce la anemia

miércoles, 22 de febrero de 2017

Sebastián Urbina
Vida Ciencia Tecnología
El Mercurio

En Chile la que más se utiliza es la forma inyectable de duración prolongada, por ser más cómoda, ya que su efecto se mantiene por alrededor de tres meses.



Hasta hace poco, la testosterona gozaba de mala fama. Se temía que aumentara el riesgo de cáncer de próstata o favoreciera los problemas cardíacos. Pero lo cierto es que varias investigaciones están mostrando que esta hormona, bien indicada, es muy útil y no genera ningún riesgo.

Esto es lo que muestran cinco estudios que publica la revista JAMA, de la Asociación Médica Americana. En todos ellos se aplicó testosterona en mayores de 65, que siendo sanos tenían un nivel bajo de esta hormona. Las ventajas más claras que se observaron fueron las de fortalecer los huesos y reducir la anemia.

En cuanto a las funciones cognitivas, como la memoria, no hubo cambio. Y aunque uno de los estudios con 138 voluntarios y que duró un año reveló un aumento de las placas de colesterol en las arterias, otro que siguió a más de 8.800 varones por tres años demostró que el riesgo cardíaco se redujo en quienes usaron testosterona.

Los síntomas

"Ya no se mira a la testosterona como un diablo", dice el doctor Sergio Moreno, urólogo de la Clínica Universidad de los Andes. Pero también es claro que no es para todos. Según dice, hay hombres mayores que tienen la testosterona baja, pero tienen sus huesos saludables y mantienen su apetito sexual. Ellos no necesitan la hormona.

En el caso de los que la tienen baja, y además están irritables y con la libido baja, ellos sí se benefician con su uso.

Según el doctor Francisco Osorio, urólogo y andrólogo de Clínica Alemana, estamos ante una "condición frecuente, de fácil tratamiento, pero que se diagnostica poco". Por ejemplo, un hombre desanimado y sin deseo era visto hasta hace poco como depresivo. Ahora, los médicos piensan en la posibilidad de que tenga la testosterona baja. "Entonces le damos esta hormona y se produce un cambio del cielo a la tierra", agrega.

Hay casos en que se debe tener cautela. "Si me llega un paciente con síntomas de déficit y también es obeso, fumador e hipertenso, es mejor no usarla porque puede aumentar el riesgo de infarto", explica el doctor Rodrigo Leyton, presidente de la Sociedad Chilena de Urología y especialista de Clínica Indisa. Pero en quienes pueden usarla por indicación médica, "se sienten más vitales, despiertos, mejora su apetito sexual y su fuerza muscular", añade este especialista.

Los tratamientos más usados son la testosterona en gel, que es de uso diario, y la inyectable, que puede ser de corta o de larga duración.

"El 50% de los chilenos (que la utiliza) se inclina por la inyección, cuyo efecto dura tres meses, el 25% por el gel y el otro 25% por la inyección que dura tres semanas", explica Osorio.

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia