Dólar Obs: $ 795,88 | 0,90% IPSA -0,25%
Fondos Mutuos
UF: 28.416,73
IPC: 0,60%


El presente de la función y profesión militar

viernes, 01 de julio de 2016


Opinión
El Mercurio




En los últimos meses, el Ejército se ha visto expuesto públicamente debido a hechos que actualmente se encuentran en investigación por fraude y faltas a la probidad de algunos de sus integrantes, acontecimientos que han propiciado un cuestionamiento público, pese a que ha sido la propia institución la que los descubrió y denunció. Incluso se ha planteado la necesidad de efectuar una "reforma militar" integral.

Si bien los recientes acontecimientos requieren un exhaustivo análisis que permita cautelar un proceder probo y transparente, es preciso realizar la distinción con aquellas acciones de carácter permanente, y cuyo perfeccionamiento se ha venido materializando a lo largo de los años, con un incremento de acciones que tienden a fomentar las buenas prácticas.

Así, el desarrollo institucional responde a una planificación en los distintos ámbitos en los que se desenvuelve, con un horizonte a mediano y largo plazo, que implica un permanente monitoreo del contexto estratégico mundial y regional. En virtud de ello, el Ejército cuenta con capacidades que le permiten desenvolverse en distintas situaciones, como ha sido por ejemplo su histórica participación en catástrofes y emergencias. Cabe resaltar la labor del Centro de Entrenamiento Operativo Táctico (Ceotac), que desarrolló una plataforma tecnológica virtual (Sigen) en la cual se entrenan anualmente funcionarios de los distintos niveles de la administración pública que son parte del Sistema Nacional de Protección Civil, constituyéndose así en una valiosa herramienta.

En el exterior, la participación en operaciones de paz con los años ha adquirido diversas dimensiones, en respuesta a los compromisos asumidos por el país en atención a los objetivos de la política exterior, donde la presencia en Haití y su despliegue inicial en 72 horas marcó un hito trascendental. Estas oportunidades han permitido al Ejército operar, exitosamente, con los ejércitos más desarrollados, como es el caso de la misión en Bosnia y Herzegovina, que lleva dos décadas, y donde nuestro país es el único no europeo presente. Para operar a este nivel es que los sistemas de planificación y operaciones de las Fuerzas Armadas se establecen bajo estándares OTAN.

Todo ello, sin duda, ha significado nuevos desafíos en respuesta al profesionalismo y capacidad demostrados. Por primera vez oficiales chilenos son parte de la Misión Multidimensional Integrada de Estabilización de la ONU en la República Centroafricana, y Chile será sede de una parte de Panamax, uno de los ejercicios más grandes del mundo, organizado por el Ejército de EE.UU., donde el Ejército de Chile será el encargado de coordinar y dirigir la componente terrestre de 19 países.

Por otra parte, en relación con la profesión militar, vale la pena mencionar que sus pilares tradicionales, como la disciplina y el liderazgo, continúan siendo parte de la formación integral que reciben los oficiales y suboficiales en cada una de las etapas formativas y de especialización. Estudios que se imparten desde una perspectiva militar, pero también civil, considerando materias multidisciplinarias y complementarias con la profesión militar. Asimismo, los procedimientos de selección y de ascenso responden a orientaciones claramente definidas y conocidas por sus integrantes y por las autoridades políticas de Defensa.

En otro ámbito, la institución cuenta con diversos instrumentos que dan cuenta de las actividades desarrolladas de manera anual. La Memoria del Ejército, el Reporte de Responsabilidad Institucional y el Reporte de Gestión Institucional entregan un completo panorama desde la perspectiva histórica, financiera y de gestión.

En consecuencia, resulta del todo atingente reiterar que el Ejército continúa trabajando con profesionalismo, como institución permanente del Estado. Así lo ha percibido la ciudadanía, con iniciativas como "Septiembre amigo", donde el Ejército efectúa operativos sociales y médicos que benefician localidades aisladas del país. De esta manera, es posible afirmar que nos encontramos frente a un Ejército que ha llevado a cabo un exitoso proceso de modernización, incluso elogiado y emulado por distintos países de América Latina, que es congruente con las misiones que el país le ha encomendado.

Mario Antonio Quinteros García
Coronel Director del Centro de Estudios e Investigaciones Militares

 Imprimir Noticia  Enviar Noticia