Dólar Obs: $ 554,22 | 0,94% IPSA -0,41%
Fondos Mutuos
UF: 23.678,89
IPC: 0,80%
titulo destacado_1 destacado_2 destacado_3 destacado_4 boton
SECCIONES
DESTACADOS
Permisos laborales por duelo y nacimiento
02.04.2008
Economía y Negocios Online

Los empleados cuentan con dos permisos laborales irrenunciables: por duelo y por nacimiento.

Estos beneficios no son acumulables y se hacen efectivos a partir de hechos concretos, como el fallecimiento de un cónyuge o el nacimiento de un hijo.

Nacimiento
El permiso laboral de las madres por nacimiento de un hijo es conocido como post y pre natal. Este descanso maternal consiste en un permiso de seis semanas antes del parto y doce semanas después del mismo.

Cabe recordar que ambos períodos son pagados íntegramente. La trabajadora recibirá el subsidio legal, generalmente pagado por la Isapre o Fonasa, dependiendo de la institución donde esté afiliada.

En el caso del padre, éste tendrá derecho a un permiso pagado de cinco días –que tiene carácter de licencia médica– en caso de nacimiento de un hijo o de adopción.

Para acceder a este beneficio, los padres biológicos o adoptivos deben contar con un contrato a plazo fijo o indefinido, sin importar cuando tiempo lleven laborando. En el caso de adopción, se debe contar con la sentencia definitiva.

El padre podrá usar este permiso desde el momento del parto (y en este caso son días corridos) o se pueden distribuir los días dentro del primer mes desde el nacimiento. En el caso que no utilice el permiso en los períodos señalados, lo pierde.

Tenga en cuenta que podrá solicitar a su empleador –pero con 30 días de anticipación– utilizar el feriado anual (vacaciones) luego del permiso por nacimiento del hijo.

En el caso que la madre fallezca en el parto o durante el período de post parto, este permiso (o los días que queden del mismo) se hará efectivo para el padre, incluyendo el fuero y el subsidio legal.

Duelo
Este permiso se aplicará en el caso de muerte de un hijo, cónyuge, y el padre o la madre.

Cuando se trate del fallecimiento de un hijo o de un cónyuge, el trabajador contará con siete días corridos de permiso pagado.

En el caso que se trate de la muerte de un hijo en período de gestación o el fallecimiento de un padre o madre, el período de permiso ascenderá a tres días hábiles.

Podrán acceder a estos beneficios los trabajadores que tengan contrato a plazo fijo o indefinido, sin importar cuanto tiempo lleve en la empresa.

Este permiso deberá hacerse efectivo a partir del día del respectivo fallecimiento y no podrá ser compensado por dinero.

La ley no establece la necesidad de presentar el certificado de defunción al empleador. Sin embargo, en el caso de una defunción fetal, el permiso se hará efectivo desde el momento de acreditarse la muerte con el respectivo certificado.

Tenga en consideración que el trabajador o trabajadora contará con un fuero laboral de un mes a contar del fallecimiento de su familiar. En el caso que sean empleados con contratos a plazo fijo o por obra, el fuero los amparará sólo durante la vigencia del respectivo contrato si éste es menor a un mes.

Fuente:
- Código del Trabajo
- Biblioteca del Congreso Nacional












 Imprimir Noticia  Enviar Noticia